Importadores piden al Gobierno que aclare prohibición de Moreno

Preocupada por las trabas al ingreso de mercaderías, la Cámara de Importadores planteará al Ejecutivo agilizar licencias y delimitar el papel de Comercio Interior
Empresarios nucleados en la Cámara de Importadores de la República Argentina (CIRA) le pedirán esta semana al Gobierno que agilice las licencias para el ingreso de productos al país y que delimite los alcances de la exigencia del secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, de importar sólo a cambio de igual valor de exportaciones.

El vicepresidente de CIRA, Diego Pérez Santisteban, dijo a El Cronista que a fines de esta semana los directivos de la entidad se reunirán con el subsecretario de Política y Gestión Comercial del Ministerio de la Producción, Eduardo Bianchi. Si bien estos encuentros suelen darse periódicamente, cada 30 ó 45 días, éste cónclave adquirió un tinte especial por las sucesivas trabas a la importación de productos impuestas tanto desde Producción como desde la Secretaría de Comercio Interior.

"Solicitaremos cambios metodológicos" para agilizar las licencias, indicó Pérez Santisteban. Por un lado, CIRA pretende ampliar la validez de las licencias, que actualmente duran 60 días. "No tiene ningún sentido que, una vez que se otorgó la licencia, se ponga un plazo que a veces no alcanza", dijo el directivo. Por otro, pedirán poder usarlas de forma parcial. "Si uno tiene una licencia para importar 100 unidades y trae 50, el resto se pierde", explicó. Las licencias son requeridas para importar unos 600 tipos de productos, en su mayoría bienes de consumo.

Además, "queremos que, como autoridad de aplicación que es, el Ministerio de la Producción nos clarifique la cuestión que salió en los diarios la semana pasada", prosiguió Pérez Santisteban. Se refería a la reunión que tuvo Moreno con importadores, en la que les exigió exportar un dólar por cada dólar que importen, con el objetivo de contener la fuga de divisas. El secretario de Industria, Fernando Fraguío, de quien depende la subsecretaría de Política y Gestión Comercial, participó del encuentro y dio su aval a la medida, que afecta, entre otros, a empresarios textiles, de neumáticos y del calzado.

La cámara que nuclea a los importadores no fue formalmente notificada de esta disposición, de la que se enteró por los diarios. Ningún socio de CIRA denunció haber sufrido este tipo de frenos. Pero los importadores sienten el rigor de Comercio Interior a través de la Subsecretaría de Lealtad Comercial, en teoría encargada de fiscalizar cuestiones de marcas y calidad. En la práctica, los casos que Producción debe girar a Lealtad demoran más que los dos meses que, en promedio, tarda el Ministerio conducido por Débora Giorgi en permitir importaciones de bienes que necesitan licencias. Esto, a pesar de que la Organización Mundial de Comercio (OMC) estipula un plazo máximo de 30 días para otorgar estos permisos.

En su edición del viernes, El Cronista dio cuenta de cómo el Gobierno traba, desde hace unos meses, el ingreso de mercaderías al país para contener la fuga de divisas. Además del otorgamiento de licencias y la intervención de Moreno, los trámites que los despachantes de Aduana realizaban en 48 horas para importar tardan ahora 10 días, por ejemplo.

Ese viernes, Pérez Santisteban opinó que estas restricciones eran parte de "una carta electoral" y constituían "una actitud equivocada para defender la producción nacional", porque "el 75% de lo que se importa va a la producción". Y concluyó: "Si hay salida de divisas del país, no es por las importaciones".

Comentá la nota