El impacto de las tasas municipales sobre los alimentos

Posadas (Prensa MP). La actualización de tasas, que entró en vigencia a partir de la publicación, el 12 de noviembre pasado, en el Boletín Oficial de la Ordenanza 2387, promulgada por Decreto 1354/08, alcanza a la mayoría de los rubros de competencia municipal en porcentajes similares y corrige el casi irrisorio valor de las anteriores tasas, dada la evolución de precios, salarios y costos producidos luego de la salida de la convertibilidad, según se indica en un comunicado de prensa de la Municipalidad de Posadas.
"Con el mismo criterio que para otros rubros, las actualizaciones de valores en el derecho de inspección bromatológica se establecieron sobre un criterio de recuperación eficiente de las funciones propias del Municipio y luego de un cuidadoso análisis de equidad contributiva; quiere decir, más paga quien más puede", se añade en el parte de prensa.

Específicamente, en esas tasas "la actualización produce un efecto insignificante en los costos unitarios de los bienes comprendidos: 5 centavos por cada kilogramo de carne vacuna y pollo y 3 centavos por cada litro de leche. Estos valores deben vincularse con los precios que por ellos paga el público consumidor en el mostrador para comprobar su verdadera incidencia".

En un análisis pormenorizado, el Municipio comparó tasas y costos entre 2001, año de la anterior modificación de la Ordenanza Tributaria, y la actualidad, y del mismo surgió que "la actualización en las tasas de inspección produce un impacto insignificante en los costos". En cambio, se asegura, "permite al Municipio atender mejor la vigilancia bromatológica (cadena de frío, características organolépticas, condiciones de distribución, etc) que redunda en mayor seguridad de los productos de consumo para todos".

Comentá la nota