Iglesias contraataca: "Fayad es un oportunista".

Manifestó su desacuerdo con la decisión de separar las elecciones de Capital por "caprichos personales". La polémica.
A tres días de los comicios internos para elegir a los candidatos a concejal en los distintos departamentos -el resto ya fue acordado en una lista de unidad con el partido de Julio Cobos-, Roberto Iglesias salió a oponerse públicamente a la decisión que tomó el intendente de Capital, Víctor Fayad, quien dispuso que en su comuna la elección de ediles no sea el 28 de junio, junto con la nacional y provincial.

El reproche también dejó al descubierto la incomodidad que provocó en el partido el hecho de que Fayad desconociera estas internas hasta, inclusive, lograr que se bajaran sus dos candidatos principales.

Rodeado por las figuras que lo vienen acompañando desde hace años -Mauricio Suárez, Raúl Vicchi y Leopoldo Orquín-, el ex gobernador calificó de "oportunismo político" la movida del capitalino quien, hace años, fuera su mentor político dentro de los límites del municipio.

Más cerca en el tiempo, Fayad e Iglesias se aliaron cuando el Vicepresidente decidió partir con el proyecto de Kirchner. Ahora, con la paz firmada entre ConFe y la UCR, el sector de Iglesias concedió acordar algunos puntos y se sumó a ese frente para estas elecciones. En esa jugada, el intendente se quedó afuera y el lunes salió a anunciar la movida de postergar las elecciones en su municipio debido a que votar concejales con tanto tiempo de anticipación "atentará contra la gobernabilidad".

"No estamos de acuerdo con que el gobierno nacional haya cambiado la fecha de las elecciones ya que lo hizo en base a conveniencias particulares", destacó Iglesias quien igualó -en este aspecto- a los Kirchner con Fayad al calificarlo de "oportunista político"que también "pretende someter a los ciudadanos a sus caprichos personales".

Para el ex gobernador, las motivaciones del intendente pasan no sólo por desconocer la interna sino por intentar desarticularla. "Una interna no es un proyecto en contra suyo. Es algo que se ha hecho toda la vida y no tiene drama", arguyó Iglesias.

Tanto él como sus compañeros de Convergencia, la línea que lidera y tiene su mayor peso en Capital, insistieron en que el domingo las elecciones partidarias se realizarán en toda la provincia y que saldrán a apoyar a todos los que quieran ir a votar. Con especial atención sobre los que pertenecen al equipo de la municipalidad.

"No vamos a permitir que se amedrente a la gente que quiera ir a votar", repitieron en relación a las declaraciones del intendente, que expresó que quienes acudan a las urnas dejarán de pertenecer a su proyecto político.

Aunque Fayad niega algún tipo de influencia, lo cierto es que Guillermo Yazlli -sobrino del intendente- y Andrés Lombardi se bajaron de sus postulaciones a concejal y no participarán de la interna.

Al respecto, ayer Fayad desconoció dicho proceso y advirtió que participará de las internas cuando las mismas "se hagan en serio". Aunque evitó responder a Iglesias, reiteró su postura de convocar a elección de concejales cuando lo crea conveniente, según le permite la Constitución provincial. En el aire quedó flotando la posibilidad de hacer rancho aparte cuando llegue el momento. Por ahora, dijo, "no le hace falta" formar su propio partido.

El interventor de la UCR, Carlos Le Donne, confirmó la convocatoria a internas debido a la obligación existente de oficializar las listas el 9 de mayo. "Yo no puedo no hacerlas a menos que haya una orden judicial para evitarlas", aclaró Le Donne, quien aún muestra cierta simpatía por Fayad.

Tal vez porque fue el único ganador radical en las elecciones de 2007. En este sentido, el interventor enumeró los artículos de la Constitución que le permiten al intendente convocar a elecciones en su departamento.

En una lectura diferente, Juan Carlos Jaliff -presidente de ConFe- explicó que Fayad debe adherirse a las leyes nacional y provincial en lugar de "reclamar autonomía municipal sólo de acuerdo con sus conveniencias".

Comentá la nota