Identificaron los restos de un histórico dirigente sindical

Se trata de Jorge Di Pascuale, del sindicato de Farmacia, desapa-recido en 1976.
Para mí no fue una noticia triste. Fue una alegría inmensa, porque hace muchísimos años que lo estoy buscando. Primero lo había buscado vivo. Y después muerto. Identificar sus restos era lo único que me quedaba". El que habla es Fernando, uno de los hijos del histórico dirigente sindical Jorge Di Pascuale, secuestrado en 1976, cuyos restos fueron identificados por el Equipo Argentino de Antropología Forense.

En diálogo con Clarín, Fernando, quien tenía 19 años cuando secuestraron a su padre, recuerda que cuando se enteró de la identificación de los restos "sentí primero una alegría bárbara, aunque al día siguiente me puse a llorar, porque los que buscamos a un desaparecido siempre guardamos una esperanza".

Los restos del dirigente sindical serán velados el 28 de diciembre en el Sindicato de Farmacia, Rincón 1044 de esta capital, y llevados al cementario de la Chacarita el martes 29, a las 14.

El secretario de Derechos Humanos de la Nación, Eduardo Luis Duhalde, anunció ayer oficialmente la identificación de los restos del sindicalista, desaparecido el 29 de diciembre de 1976. La pericia "fue llevada a cabo por el Equipo Argentino de Antropología Forense, en el marco de la Iniciativa Latinoamericana de Identificación de Desaparecidos", señaló el funcionario, quien recordó la cercanía del sindicalista "al general Perón" y "su destacada participación desde su trabajo en la Farmacia Franco Inglesa" (Ver: "Una figura ...").

Duhalde recordó que Di Pascuale "se fue a Venezuela, pero igual volvió al país, y el 28 de diciembre los esbirros de (Ramón) Camps cayeron en su casa y se lo llevaron el 29. Por los testimonios que hay estuvo en el Centro Clandestino de Detención conocido como El Vesubio", camino a Ezeiza.

Por su parte, los técnicos del Equipo de Antropología Forense explicaron que la identificación de los restos de Di Pascuale se realizó tras un trabajo "que se inició en el cementerio Municipal de Avellaneda". "Gracias al aporte de sangre de muchos familiares de desaparecidos, se pudo constatar el ADN con muchas personas inhumadas como NN, y por búsqueda de historias cercanas de otros desaparecidos se pudo llegar al reconocimiento". "Hay miles de historias sin cuerpo y miles de cuerpos sin historia", aseguró uno de los especialistas.

Alfredo Ferrarese, un compañero de militancia de Di Pascuale, dio su testimonio sobre la lucha del dirigente desaparecido, y sus hijos agradecieron a quienes colaboraron en esta investigación.

La tarea del Equipo de Antropología Forense se realiza en el marco de las actuaciones que encabeza el camarista federal Horacio Cattani, por la búsqueda de la verdad y destino final de desaparecidos durante la última dictadura.

Entre 1988 y 1992, unos 336 esqueletos fueron exhumados en el Cementerio de Avellaneda, pero en ese momento no fue posible su identificación porque no se disponía de la tecnología adecuada. Gracias a los cruces de información con el Banco de Datos Genéticos, que funciona en el Hospital Durand, se pudo identificar su cadáver en octubre del año pasado.

Según el informe, el cadáver presentaba lesiones de "impacto de -al menos tres- proyectiles de arma de fuego que afectaron cráneo, hombro y pelvis". Los restos de Di Pascuale estaban enterrados en la misma cuadrícula del cementerio donde se hallaron los restos del jujeño Juan Carlos Arroyo, un conocido dirigente del peronismo revolucionario.

Comentá la nota