Ibarra y Campos presentan el mismo proyecto pero de forma separada

Las dos propuestas avanzan sobre la modificación del artículo 17 de la ley 7.281, donde se habla de la distribución de las regalías mineras. Ibarra presentó la propuesta a las 10.00 y Campos, pasadas las 11.30. El legislador basualdista dijo que desconocía la iniciativa del ibarrismo y en cuanto al frente electoral, aclaró que terminó el 28 de junio. La minería sacó a la luz las diferencias internas del Frente Unión por San Juan.
Hay quienes sostienen que las casualidades no existen, sino lo que existen son causalidades. Lo cierto es que ayer, casualmente o causalmente, integrantes del mismo frente electoral -que compitieron en las pasadas elecciones del 28 de junio y que ese mismo frente terminó logrando una banca en diputados- protagonizaron un hecho más que llamativo.

Tanto Mauricio Ibarra como Armando Campos terminaron presentando ante la sociedad el mismo proyecto de modificación de la distribución de las regalías mineras, siendo que en teoría estos dos dirigentes forman parte del mismo frente electoral que, en teoría, se mantiene luego de las elecciones, como afirmó el senador nacional Roberto Basualdo.

A las 10 de la mañana, el intendente de Rawson y diputado nacional electo Mauricio Ibarra presentó en conferencia de prensa su proyecto. El dirigente manifestó: "Proponemos la modificación del artículo 17 de la ley 7.281 que plantea el tema de las regalías mineras, quedando el 50 por ciento para el gobierno provincial, el 20 por ciento intacto para los departamentos mineros y el 10 por ciento restante para la Secretaría de Minería y el restante 20 por ciento para los departamentos de la provincia de San Juan, distribuidos de acuerdo al coeficiente de coparticipación".

En cuanto al porcentaje que le corresponde a la Provincia, la iniciativa condiciona la utilización de esos recursos y propone que vaya a rentas generales pero será destinado para el desarrollo económico de la provincia, "con exclusividad".

Por último Ibarra marcó que "las obras que hagan los municipios con estos fondos tienen que ser identificados como provenientes de esta actividad, de modo de darle transparencia a lo que se hace con los recursos que provienen de la minería". De esta manera y en caso de ser aprobada la propuesta, cada una de las obras que se realicen con fondos de la minería deberá tener un cartel que informe a la sociedad el origen de los fondos utilizados.

Una hora más tarde, pasadas las 11.30 de la mañana se conoció que el diputado basualdista Armando Campos también había elaborado un proyecto que modificaba la ley 7.281. Es más, igual al de Ibarra, salvo el destino del 50% que le corresponde a rentas generales. En este punto, Campos aseveró que "esos recursos deberán ir a rentas generales, pero serán destinados exclusivamente para obras de infraestructura. Hoy por hoy vemos cómo la construcción se ha parado y podríamos destinar los recursos de la minería para mantener el ritmo de obras".

Pero al ser consultado Campos respecto a la coincidencia con Ibarra, señaló: "No tengo idea de lo que ha presentado Ibarra. Éste es un proyecto mío que vengo trabajando desde hace tiempo", aclaró.

¿Ruptura del frente?

Ibarra, al momento de presentar la propuesta, habló en nombre del Frente Unión por San Juan, inclusive estuvo presente el PRO en la conferencia de prensa. Pero Campos manifestó que para él, el frente terminó con las elecciones del 28, contradiciendo la decisión del líder de Producción y Trabajo, Roberto Basualdo, de mantener el frente hasta 2011.

El caso de ayer no hace más que sacar a la luz las diferencias existentes desde la conformación del frente. ¿Será Basualdo quien deba definir la incógnita que se ha generado por este tema puntual?

El blooper

Cuando Mauricio Ibarra presentaba el proyecto, se confundió y dijo que el 10% debía ser destinado al IPEEM, algo que no está contemplado en la ley original. Luego se rectificó y dijo que era para la Dirección de Minería. Lo llamativo es que Campos, al ser consultado cometió el mismo error que Ibarra, con la diferencia de que no se corrigió. ¿Hubo un error o solamente una tremenda coincidencia? El tiempo tendrá la respuesta.

Comentá la nota