Los hospitales trabajan al límite y pronostican una semana difícil

El sistema de salud atravesará la semana entrante días difíciles.
La sobrecarga como consecuencia de la huelga por 48 horas que efectuaron los municipales obligará a los centros asistenciales a trabajar a tope. En el Centro de Especialidades Médico Ambultarorias de Rosario (Cemar) se deberán reprogramar 700 turnos de consultorios que se irán desagotando en los próximos 15 días. Pero también habrá que concretar unas 150 cirugías entre las ya pautadas y aquellas que se arrastran por los días de paro en los hospitales Clemente Alvarez, Roque Sáenz Peña, Cemar y de Niños Vilela

Para el titular del área, Luis Dimenza, "la situación terminará de acomodarse en quince días, incluso con una demanda del 20 por ciento extra en las consultas que se efectúan en los 52 centros de salud de Rosario".

Por suerte, ayer la Federación Santafesina de Trabajadores Municipales (Festram) confirmó que la semana entrante no habrá paros.

La acumulación de las medidas de fuerza acusó un fuerte impacto en el sistema sanitario local. Según detalló Dimenza, la reprogramación de cirugías se sumará a las ya previstas para la semana entrante en diversos hospitales de Rosario.

En agenda. "El Vilela tendrá entre programadas y reprogramadas 30 cirugías, en el Cemar otras 40 y 30 prácticas endoscópicas, en el Heca unas 40 cirugías y en el Roque Sáenz Peña otras 10 intervenciones", detalló el funcionario y estimó que la sobrecarga del sistema ronda el 20 por ciento.

Según datos oficiales, también deberán reprogramarse estudios clínicos en el Cemar y la semana próxima en los 52 centros de salud habrá un incremento del 20 por ciento a las 3.500 consultas que se atienden diariamente.

Si bien la situación está lejos del desborde o el colapso, Dimenza admitió que "de continuar el plan de lucha con paros, en diciembre y enero se agravará la situación porque muchos profesionales se toman licencia. Además estamos preocupados porque la crisis y los problemas de empleo sobrecargarán al sector público en 2009".

Por los hospitales. La directora del Cemar, Miriam Pini, desglosó el panorama en el centro asistencial. "Son 20 cirugías a reprogramar en los cuatro quirófanos del Cemar, y en los próximos 15 días se acomodarán unas 700 consultas", detalló la profesional.

En el hospital de niños Vilela también habrá reacomodamientos. "Se suspendieron unas 10 intervenciones quirúrgicas", detalló la subdirectora, Liliana Barragán. Con respecto a los consultorios externos, el Vilela deberá rediseñar los turnos que se otorgarán desde los centros de salud. "Hay que acomodarlos en estos 15 días, y en total serán unos 600 ", estimó Barragán.

Rayos X. La directora del Vilela, Stella Binelli, subrayó que las operaciones de urgencia y las consultas ambulatorias se cubrieron los días de huelga por la guardia, aunque reconoció que existe "un poco más de espera en Radiología" por el reemplazo de uno de los equipos de rayos X. "En el caso de los consultorios, ya se definió colocar algunos sobreturnos para resolver esta sobrecarga", manifestó.

El director del Heca, Néstor Marchetti, explicó que "las 20 cirugías programadas que estaban previstas se irán realizando entre mañana (por hoy) y la semana entrante, porque no representan una cantidad de intervenciones que altere el funcionamiento del hospital", calmó el profesional.

Comentá la nota