El Hospital San José cuenta con el dinero para comprar un tomógrafo de última generación.

La gestión de las autoridades del nosocomio rindió sus frutos y el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación depositó los fondos para adquirir el equipamiento. Se trata de alrededor de 1.700.000 pesos. Gerardo Monacci agradeció la disposición de Claudio Zin de acompañar el proceso que desencadenó en la decisión de la ministra Alicia Kirchner de asignar los recursos. También confirmó la llegada de más aparatología.
El Ministerio de Desarrollo Social de la Nación depositó a la cuenta de la cooperadora del Hospital San José los fondos que habían sido solicitados por las autoridades del nosocomio y por el propio ministro de Salud de la provincia de Buenos Aires, Claudio Zin, para la compra de un tomógrafo de última generación para el Servicio de Diagnóstico del establecimiento sanitario.

Visiblemente satisfecho con el fruto que rindieron las gestiones que fueron encabezadas por el doctor Hugo O’ Brien, designado por el ministro de Salud provincial para llevar adelante las conversaciones orientadas a conseguir, a través del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, la compra de los tomógrafos para varios hospitales del territorio bonaerense.

En diálogo con LA OPINION, el doctor Gerardo Monacci, director ejecutivo del Hospital San José, confirmó que "finalmente el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, a través de la ministra Alicia Kirchner, ha depositado los fondos que nos van a permitir la compra de un tomógrafo de última generación para reemplazar al equipo con el que contamos, que aunque funciona, tiene un tiempo de uso que motivó el pedido".

"Para nosotros es una alegría porque hemos llevado adelante las gestiones, pensando no sólo en el Hospital sino en la comunidad de Pergamino que se va a ver beneficiada con la compra de este equipamiento", reconoció el director del Hospital, señalando que "esta inquietud de la comunidad hospitalaria ha tenido una muy buena recepción del ministro de Salud de la provincia de Buenos Aires, Claudio Zin, que fue quien habló personalmente con la ministra de Desarrollo Social para poder tener este tomógrafo de última generación en el Hospital de Pergamino".

"Para nosotros es una satisfacción poder ir dando respuestas a los problemas que se nos van presentando a diario en nuestro hacer y es una enorme alegría contar con la excelente disposición de las autoridades nacionales y provinciales para llevar adelante nuestra tarea y conseguir las cosas que necesita nuestro Hospital y que mejoran la calidad de atención".

El dinero

Consultado respecto del monto asignado para la compra del tomógrafo, el director ejecutivo del Hospital confirmó que "la cifra es cercana al millón setecientos mil pesos" y precisó que "ahora resta seguir cada uno de los pasos administrativos que nos exige el Ministerio para cerrar el expediente".

En este sentido confió que "hay que hacer una licitación pidiendo cotización por lo menos a tres proveedores, elevar una propuesta, solicitar las especificaciones del equipamiento, las condiciones de mantenimiento y cerrar de esta manera el circuito administrativo, una vez efectuada la compra, con la correspondiente rendición de cuentas a nivel nacional y provincial".

"Debemos cumplimentar esos pasos administrativos que son fundamentales porque queremos darle transparencia a este proceso que estuvo a cargo del doctor Hugo O’ Brien y que posibilitó la obtención de los recursos para otros hospitales como el de Tres Arroyos que ya cuenta con el dinero para su tomógrafo, también gracias a Alicia Kirchner", remarcó Monacci, que insistió en la necesidad de "cumplir con cada uno de los pasos que se nos exigen para no despertar ninguna suspicacia".

Un logro de gran valor

Definiendo la importancia que el nuevo tomógrafo tendrá para el Hospital de Pergamino, el doctor Gerardo Monacci reconoció que "es un aparato de mucho valor para el Hospital y para los pacientes".

"El tomógrafo era un equipo de gran importancia que necesitábamos para nuestras pruebas de diagnóstico", señaló el funcionario, al tiempo que reconoció que "tan importante como este equipamiento es que podamos contar con los recursos humanos, los enfermeros y los insumos diarios que necesitamos para brindar una atención de calidad a la gente de Pergamino y de la zona".

En este punto y adentrándose en aspectos de la rutina diaria del trabajo en el nosocomio, Monacci señaló que "como necesitamos el tomógrafo, en lo cotidiano precisamos que no se roben las sábanas o las sillas de rueda y que se valore el enorme esfuerzo que hacemos cada uno de los que trabajamos en el Hospital para brindar una atención de calidad".

El tomógrafo con el que cuenta el Hospital San José funciona, y de hecho durante los últimos meses se ha notado un incremento notable del índice de uso; sin embargo, es un equipo con varios años de antigüedad que demanda un cambio. Eso motivó la inquietud de las autoridades hospitalarias y fue finalmente una decisión ministerial, producto de intensas y sostenidas gestiones realizadas institucionalmente, lo que permitirá al establecimiento contar con una aparatología más moderna, acorde con la precisión que se requiere para determinados diagnósticos.

La tomografía axial computarizada, también conocida por la sigla TAC es una técnica de diagnóstico sumamente utilizada en medicina, que consiste en la obtención de imágenes de cortes o secciones del cuerpo humano. Es una exploración de rayos X que produce imágenes detalladas de cortes axiales del cuerpo. Una computadora combina todas estas imágenes en una imagen final que posibilita el diagnóstico preciso de enfermedades.

Más equipamiento

En lo que atañe a otras gestiones realizadas para el fortalecimiento de los distintos servicios de atención sanitaria, Monacci confirmó que "el miércoles viajamos a La Plata y en una reunión el ministro de Salud Claudio Zin nos confirmó la llegada de más equipamiento".

Abundando en detalles sobre la aparatología solicitada, el director del Hospital enumeró que "antes de fin de año estará llegando un Arco en C de última generación que se agregará al que ya tenemos; un resucitador infantil y aparatología necesaria para la atención pediátrica; un equipo de luminoterapia que se utiliza en los recién nacidos; un ecógrafo doppler color nuevo que se sumará al que recibimos el año pasado; y una mesa radiológica plana traslúcida que se empleará en el área de quirófano".

"También y como parte de un ambicioso proyecto en el que estamos trabajando con el doctor Hugo O’ Brien hemos adquirido nuevos insumos y compramos una mesa de anestesia nueva para armar otro quirófano, se trata de un elemento que estará llegando en agosto y que nos permitirá avanzar en el cumplimiento de una de las metas que nos hemos trazado".

En la misma línea, Monacci aprovechó la oportunidad para comentar que "iniciamos las gestiones en el Ministerio para equipar una sala de recuperación de cirugía cardiovascular" y destacó que "con muy buenos resultados y con un excelente nivel de recuperación por parte de los pacientes desde la habilitación del Servicio de Hemodinamia ya hemos realizado en el Hospital seis cirugías cardiovasculares a cielo abierto de by pass".

Sin desbordes

Por último y consultado respecto del nivel de consultas que se reciben en el Hospital en una época en que por cuestiones estacionales se incrementan los índices de atención, el director ejecutivo del nosocomio afirmó que "el Hospital está funcionando realmente muy bien en todos los servicios y por el momento no estamos desbordados".

"En este momento nos mantenemos en un nivel de ocupación del 80 por ciento y lo que sí hemos visto incrementado notablemente es el número de consultas -18 mil personas en un mes- en los consultorios externos; pero estamos a pleno y muy contentos con la conformidad que la gente nos manifiesta de cómo se la atiende en el Hospital", concluyó.

Comentá la nota