El hospital desbordado por pacientes con gripe

Así lo dieron a conocer desde el Hospital Zonal "Dr. Camilo Muniagurria" de Goya. Sostienen que durante estás últimas semanas se vio colapsado por la concurrencia de personas con síntomas gripales y algunos debieron ser internados para recibir tratamiento y a la espera de resultados de los análisis. Ello se suma a las más de 700 consultas atendidas por el móvil de Bienestar Social de la comuna.
El hospital zonal de la segunda ciudad de la provincia, Dr. Camilo Muniagurria, lentamente va recuperando la normalidad, según señalaron ayer desde la guardia.

Un agente sanitario dijo a EL LIBERTADOR que en las últimas semanas se vieron superados por el número de pacientes que ingresó a través de la guardia permanente del centro de salud como también por consultorios externos, con síntomas gripales para descartar la Gripe A H1N1.

"No puedo precisar que cantidad de personas se acercó al hospital, pero estuvimos totalmente desbordados por las consultas y muchos quedaron internados", comentó el enfermero.

Continuamente hubo gente en la guardia, la mayoría fueron enviados devuelta a casa con las recomendaciones y la medicación correspondiente a cada caso, según explicaron.

Entre los pacientes que recibió el centro de salud, provenían de Esquina y Santa Lucía, dado que estas localidades están dentro de su jurisdicción. Destacaron que están en contacto permanente con el Ministerio de Salud Pública de la Provincia y cuentan con una buena provisión de medicamentos.

MÁS DE 700

CONSULTAS

Por su parte la Secretaría de Bienestar Social de la Municipalidad continúa brindando atención médica en el Consultorio Móvil ubicado frente a la Asistencia Social sobre calle San Martín, destinado exclusivamente a las personas que presenten cuadros gripales.

Debido a la gran cantidad de personas que concurren a esta unidad sanitaria, se amplió el horario de atención en turno vespertino de 8 a 12 y de 15 a 20 horas aproximadamente, y hasta la fecha se han atendido más de 700 personas entre menores y adultos con cuadros gripales.

De esta manera se evita que las personas que presenten síntomas gripales concurran a la sala de la Asistencia Social donde generalmente concurren personas de distintas edades para consultas médicas, vacunación, servicio odontológico y controles varios, y se expongan a posibles contagios.

Comentá la nota