"Si no hice obras fue porque pagué casi 2 millones de pesos de la gestión anterior

Capilla del Monte. Rosanna Olmos brindó un exhaustivo detalle de gestión de 2008, luego de más un año se defendió sobre las críticas a su gobierno, se sinceró con el pueblo y comenzó a levantar su credibilidad. Habló de las deudas heredadas de Gustavo De Figueredo.
El pasado viernes, Rosanna Olmos, Intendenta de Capilla del Monte, realizó la apertura de sesiones ordinarias del Concejo Deliberante de esa ciudad. En su discurso, de casi una hora, dio un exhaustivo detalle de cada área de gobierno, entre las más destacadas mencionó el fortalecimiento de las cooperativas de trabajo del Centro Integrador Comunitario que se está construyendo en la localidad, el reacomodamiento de las áreas, el tema del gas natural, sobresaltó las funciones del Consejo de la Mujer y el trabajo a nivel provincial que desarrollan en temática de género y así también se mostró conforme con las múltiples actividades desarrolladas en deportes.

Acompañada por los concejales de la oposición y del oficialismo, bajo la presidencia de Marcelo Rodríguez, la mandataria capillense comenzó con la parte más fuerte de su exposición afirmando que "ahora me gustaría empezar con lo que es el presupuesto municipal, el año pasado fue muy difícil por los números que heredé".

A través de la cobertura especial de Canal 11 La Cumbre se pudo apreciar el silencio que se produjo en la sala y la mirada atenta de quienes alentaban en silencio a la intendenta y por otro lado el nudo en la garganta de otros integrantes del gobierno ante el reconocimiento institucional de la deuda heredada de la gestión anterior.

La ponencia de la funcionaria de Unión por Córdoba estuvo acompañado de paneles con información específica, detalles en gráficos de barras, informes del presupuesto y la distribución porcentual , presupuesto de erogaciones, y de la ejecución presupuestaria de recursos.

"Nuestra recaudación tributaria es del 76% …ya no tenemos demasiados lotes y la venta de inmuebles municipales ya no es significativa. Desde el ámbito político social y económico financiero, este municipio se hizo cargo de deudas anteriores de un millón novecientos sesenta y un mil pesos y que no hubo otras gestiones que debieran afrontar tales deudas, tenemos los sueldos al día y tenemos las cuentas al día, y no hemos generado deudas, esta gestión salió a recuperar el crédito con los proveedores, es un gran esfuerzo de una administración muy austera.

Los vecinos tuvieron que tolerar que no mirara los servicios básicos, es porque esta intendenta tuvo a afrontar estas deudas, y espero que la crisis global no me trunque los objetivos que tengo en Capilla del Monte, tuve que sacrificar las obras de todo este año para pagar deudas de la anterior gestión".

Comentá la nota