Hermes Binner podría visitar Caleta Olivia

El representante del Partido Socialista en Santa Cruz, Walter Cifuentes, participó de la primera reu-nión del Comité Ejecutivo Nacional en donde expuso sobre la situación política provincial.
Walter Cifuentes, acompañado por otro miembro del socialismo provincial, Mariano Nieto, también mantuvo reuniones el pasado fin de semana en Buenos Aires con el senador Rubén Giustiniani -presidente del Partido Socialista a nivel nacional- y con el gobernador de Santa Fe, Hermes Binner.

En este contexto, Giustiniani se comprometió a visitar la ciudad del Gorosito antes de fin de año, en tanto que Binner comprometió su llegada para mediados de 2010.

Según explicó Cifuentes en un parte de prensa, el Partido Socialista -como parte del Acuerdo Cívico y Social- "está trabajando activamente en la construcción de un proyecto alternativo para Santa Cruz, teniendo como principio fundamental la igualdad de oportunidades y la redistribución del ingreso".

Asimismo, el ex concejal de Caleta afirmó que hay que pensar "como herramienta esencial, la participación activa de los ciudadanos. En ese sentido, estamos convencidos de que el modelo socialista de Santa Fe, de permanente participación, es sin dudas el punto de partida para el debate".

FRENTES ELECTORALES

En este congreso socialista, los representantes de este partido de todas las provincias elaboraron un documento en donde propusieron la continuidad del trabajo, "en el marco de frentes electorales junto a organizaciones políticas y sociales que expresan en sus programas y propuestas alternativas de cambio respecto del proyecto oficialista y las alianzas de la derecha".

"Seguiremos aportando a la construcción, ‘de abajo hacia arriba’, de un sólido frente progresista de carácter programático en la Argentina, que integre a aquellas organizaciones políticas y sociales del espacio de centro-izquierda que expresan propuestas alternativas al proyecto hegemónico del oficialismo, que nos permita desarrollar integralmente al país y profundizar la democracia en todos sus frentes", expresaron.

También evaluaron como necesaria la adopción de una "política integral con un fuerte contenido anticíclico", con medidas de emergencia, "pero que también avancen sobre reformas estructurales que aporten la solución a largo plazo".

Sugirieron, por ejemplo, que se prohíba por un período de seis meses (prorrogables) los despidos de trabajadores en relación de dependencia y que se establezca un programa universal de ingreso mínimo garantizado, que rompa con los mecanismos clientelares de las políticas focalizadas, y garantice un nivel de ingreso adecuado para los sectores más desprotegidos que se encuentran fuera del mercado formal de trabajo.

Además, plantearon la necesidad de un "aumento inmediato a los jubilados y pensionados, superando la situación actual en la que el 75% de los jubilados y pensionados cobra el haber mínimo" y la "recomposición de las asignaciones de los distintos planes sociales", entre otras medidas.

Comentá la nota