El hermano del primer caído en Malvinas contó su viaje a las islas

Alejandro Giachino estuvo el fin de semana pasado en el cementerio de Darwin. Dijo que fue la primera vez que ingleses y argentinos compartieron un acto en el escenario de la guerra de 1982.
Alejandro Giachino, hermano del capitán de Fragata Pedro Edgardo Giachino, visitó este último fin de semana las islas Malvinas y asistió con un contingente de argentinos al cementerio de Darwin.

Expresó que allí se hizo una ceremonia religiosa para honrar a los argentinos caídos en la guerra entre Argentina y Gran Bretaña que mantuvieron desde abril a junio de 1982. Y dijo que por primera vez ambas naciones compartían un acto en ese escenario.

Estoy "orgulloso, contento y felíz de haber hecho este viaje", relató Giachino a Radio Nihuil.

"Llegamos a Darwin. En el cementario están los 649 caídos, sin grado (militar) y sin fuerza (referido a fuerza aérea, marina y ejército). Allí son todos exactamente iguales. Estuvimos entre cinco horas y media. Fuimos muy bien atendidos por los malvivienses", explicó.

Así contó cómo fue el más momento más importante de esa visita.

"Antes de entrar hay un cartel que dice cementerio argentino. Ese cementerio está todo cercado. Allí están nuestros centinelas. Hay una cruz muy grande de lapacho y está la cripta donde irá Nuestra Señora de Luján. Están los nombres de los 649. La ceremonia fue hecha por un sacerdote argentino y por un sacerdote de las islas, en una misa concelebrada por los dos. Estaba el vicegobernador de las islas. Participaron dos soldados ingleses, que con su clarín llamaron al silencio. Es la primera vez en la historia que ellos participan así. Fuera del cerco habían muchos isleños mirando y partipando. Hacía mucho frío. El viento era terrible. Realmente hubo mucho respeto en las dos partes", detalló.

También señaló que el próximo fin de semana "irán 205 argentinos más y llevarán a la Virgen de Luján. En marzo del año que viene empiezan de nuevo los viajes de familiares".

El capitán de fragata (post-mortem, con la Cruz al Heroico Valor en Combate) Pedro Edgardo Giachino fue el primer y único argentino que murió el 2 de abril de 1982, cuando en una sorpresiva invasión el ejército argentino se adueñó de Port Stanley (Puerto Argentino), la capital de las islas Malvinas.

Giachino nació en Mendoza el 28 de mayo de 1947 y está sepultado en el cementerio de Mar del Plata.

Cuando comandaba una patrulla de Comandos anfibios que asediaba la casa del Gobernador Británico durante aquel 2 de abril resultó herido por un proyectil que le atravesó la arteria femoral y le provocó la muerte horas después, cuando era atendido en el Hospital de Puerto Argentino, en brazos de su amigo Tito Monereau.

Según se supo después, los británicos creyeron que ese ataque fue hecho por 200 infantes de la marina argentina, cuando en realidad la patrulla de Giachino estaba compuesta apenas por 16 comandos.

Recibió en forma póstuma la Cruz al Heroico Valor en Combate, la máxima condecoración militar de la República Argentina.

Comentá la nota