Heller y Sabbatella preparan una alianza

El banquero dijo que no integrará el bloque oficialista, sino que se sumará al socialista Basteiro
"Yo nunca fui parte del bloque kirchnerista." La frase, simple pero contundente, viene de Carlos Heller, el único candidato porteño bendecido por el matrimonio presidencial que logró una banca en las elecciones legislativas del 28 de junio, y anticipa el destino inmediato del diputado electo: formar un bloque junto a los socialistas bonaerenses Ariel Basteiro y Jorge Rivas, para integrarse luego a la bancada de líder de Nuevo Encuentro, Martín Sabbatella.

Desde Mar del Plata, Heller confirmó a LA NACION un rumor que agitaba las aguas de la centroizquierda, que contará con 17 diputados en el Congreso a partir del recambio del 10 de diciembre. "Con Sabbatella y Basteiro (titular del bloque de Encuentro Popular y Social) hemos estado hablando de coincidencias políticas", relató, para completar: "Como mínimo, vamos a estar en un bloque con Basteiro y Rivas, pero tengo cifradas expectativas en llegar a un bloque único con Sabbatella".

Consultado acerca del impacto que su decisión tendrá en el kirchnerismo, Heller deslindó cualquier tipo de sobresaltos. "Yo fui elegido por el Encuentro Popular para la Victoria, no el Frente para la Victoria (FPV). No es un cambio, sino que ratificamos la visión que mantuvimos desde 2007, cuando logramos el acuerdo con Filmus (Daniel, senador del FPV)".

Insistió en que "es una continuidad antes que un cambio", antes de aclarar que durante la campaña encabezó "la imagen de una coalición" y que siempre había dicho que, en ciertos temas, "pensaba distinto" que el Gobierno. Confiado en que está "interpretando" a sus votantes, Heller anticipó que se viene un Congreso "interesante por la construcción de consensos", del que espera "madurez" para permitir la gobernabilidad y evitar el "atrancamiento" de iniciativas. "La reducción kirchnerismo-antikirchnerismo empobrece la política", cerró.

El acercamiento de Carlos Heller a Sabbatella, confirmado por fuentes cercanas al intendente saliente de Morón, no sólo abre una puerta para la llegada de futuros kirchneristas disidentes -"de origen progresista", aclaran-, sino también para el alejamiento de los actuales aliados de Sabbatella en Nuevo Encuentro: su compañera de fórmula y dirigente de la CTA, Graciela Iturraspe, y las diputadas de Libres del Sur, Victoria Donda y Cecilia Merchán.

Esas conversaciones motivaron reuniones -y discusiones- en el seno de Nuevo Encuentro durante la semana que pasó, y son monitoreadas con expectativa desde Proyecto Sur, el partido de Pino Solanas, que no oculta su interés por seducir a los "sabbatellistas" descontentos.

Comentá la nota