Hasta diciembre, seguirán los cortes en las Sierras Chicas

Serán rotativos en Unquillo, Mendiolaza y Río Ceballos. Casi la mitad de Salsipuedes está sin agua potable.

Aunque el período de lluvias parece haber comenzado, las restricciones en el servicio de agua potable en las Sierras Chicas van a continuar, al menos, hasta el 1º de diciembre. Es que el nivel del dique La Quebrada sigue sin levantar (11,28 metros por debajo del nivel de vertedero), lo que obliga a continuar con cortes de 24 horas –rotativos– en Unquillo, Mendiolaza y Río Ceballos (ver A cuentagotas).

"En la primera semana del plan de restricción se logró ahorrar 14 millones de litros, y, en la segunda, 17 millones, por lo que vamos a seguir con el programa para que la bajante del dique no se agrave", destacó Daniel Salibi, intendente de Mendiolaza.

Una de las novedades respecto de los cortes anteriores es que no se interrumpirá el servicio durante los fines de semana, a pedido de los comerciantes.

Baño polaco. En la reunión llevada a cabo ayer entre los intendentes de las tres localidades, los titulares de las cooperativas de agua de la región y Jorge Masih –subsecretario de Recursos Hídricos de la Provincia– se destacó el hecho de haber podido bajar el consumo.

Cada habitante de las Sierras Chicas está utilizando un promedio diario de 200 litros, lo que ha permitido sostener el nivel del embalse de La Quebrada. "Aunque lloviera un milimetraje normal, el cronograma no se va a suspender", agregó Salibi.

Salsipuedes. Unos cinco mil habitantes de esa localidad, la mitad de la población, ya no tiene agua a raíz de la baja de los pozos de captación. Se abastecen con camiones cisterna, pero la situación se vuelve cada día más preocupante.

Villa Carlos Paz. La lluvia caída entre la noche del viernes y la madrugada del sábado, si bien fue escasa, ayudó a que la situación de la provisión de agua de Villa Carlos Paz mejorara sustancialmente. Desde la Cooperativa Integral informaron que, "hasta nuevo aviso", se suspendieron los cortes implementados la semana pasada.

Luz verde al control de derrochones

Finalmente, una semana después del anuncio, el Ente Regulador de los Servicios Públicos (Ersep) enviará la orden de servicio para que Aguas Cordobesas comience a notificar a los 11.600 cordobeses que consumen por arriba de los 35 m3 de agua por mes (todos tienen medidores). En el envío, se les explicará su situación, instándolos a bajar el consumo y advirtiéndoles que se les controlará el aparato de medición cada 15 días.

Además, una vez afinados los datos de Catastro, recibirán una comunicación similar las casas con piletas que no tengan medidor, las que de a poco, serán incorporadas al servicio controlado. También quedaría desde hoy, y hasta que la crisis hídrica sea superada, la prohibición de regar jardines y lavar autos de manera desmedida, aunque para ello resta que el Ersep tipifique el detalle de las multas (irían de 39 a 11 mil pesos).

Comentá la nota