Hamas amenaza a Israel en medio de los cruentos combates en Gaza

El grupo terrorista asegura que recibirá con "fuego y hierro" a los militares y advirtió que guardan "muchas sorpresas para el enemigo"; se intensifica la lucha en la Franja; mueren tres soldados israelíes por un error
CIUDAD DE GAZA.- Violentos combates estallaron ayer en las calles de la ciudad de Gaza entre los soldados israelíes y los combatientes palestinos, pese a los llamados de cese al fuego de la comunidad internacional, en un conflicto que desde sus inicios ya dejó más de 550 muertos.

En una de las últimas luchas libradas durante la ofensiva terrestre, tres soldados israelíes perdieron la vida y otros 20 resultaron heridos luego de ser alcanzados por un proyectil de tanque israelí lanzado por error en los enfrentamientos.

Según un portavoz militar, el blanco del disparo era un edificio situado en el norte de la Franja que equivocadamente ocuparon tropas del país liderado por Ehud Olmert.

El incidente -indicó la fuente- causó el mayor número de bajas del Ejército israelí desde que se reanudó el conflicto en la zona.

La organización extremista Hamas advirtió ayer que luchará en "cada calle" y amenazó con lanzar más proyectiles a través de la frontera en dirección a Israel. Mientras Olmert volvió a rechazar un alto el fuego hasta que no se asegure el cese total de los disparos con cohetes palestinos contra su país.

"No sólo Hamas debe dejar de disparar [cohetes], sino que no debe volver a ser capaz de dispararlos", señaló el primer ministro durante un encuentro que mantuvo ayer con el presidente francés Nicolas Sarkozy.

No obstante, representantes de países árabes reunidos en la ONU insistieron en la posibilidad de abrir un período de tregua en la Franja que posibilite el alto el fuego. Es sobre la base de esa premisa que intentarán esta tarde negociar con el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas una resolución que podría aprobarse hoy mismo.

Por su parte, el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, se reunirá en Washington con el presidente estadounidense, George W. Bush, con quien abordará la situación.

Ayer, el mandatario estadounidense saliente hizo hincapié en el derecho de Israel a "protegerse" y atribuyó la responsabilidad del conflicto a los extremistas de Hamas.

Tras entrevistarse con Bush, Ban volverá a Nueva York para encontrarse con Abbas y participar en la reunión del Consejo de Seguridad.

La propuesta que el grupo árabe defiende ante el organismo no contempla la condena de Hamas, sino la búsqueda de una solución al conflicto. "No es una cuestión sobre Israel y Hamas, sino sobre la gente palestina", precisaron.

Comentá la nota