Hallan descuartizada a la tía de Evo Morales.

El asesinato de la tía del presidente Evo Morales, hace dos semanas, generó todo tipo de dudas e hipótesis sobre la causa de su muerte. Según Morales, "algunas personas quieren amedrentarme e intimidarme". Para su familia, la anciana de 73 años fue víctima de ladrones de órganos. Por su parte, la policía sospecha del farmacéutico que le vendió una inyección para calmar los dolores del reumatismo que aquejaba a la señora, también de la familia.
Incluso un presunto "Movimiento Anticomunista" se atribuyó por e-mail el descuartizamiento de Rufina Morales, hallada cerca de la ciudad de Cochabamba.

La reconocieron por la pollera. El cuerpo de la mujer estaba mutilado, descompuesto, le faltaban el tórax, otros órganos y era el alimento de los perros del lugar, a cinco kilómetros del centro de Cochabamba. La tía del presidente llevaba una semana desaparecida. El 8 de junio pasado había ido sola a cobrar la renta dignidad, de 200 bolivianos (unos cien pesos) y fue a la farmacia por un medicamento. Nadie más la vio.

Cerca de la mujer, en un barranco de Moq’o Pata, localidad de Santiváñez, sólo había algunas monedas que serían para pagar el taxi y dos carnets de identidad, el de ella y el de su esposo. Al principio, la policía creyó que habían sido ladrones. Pero ahora los uniformados también evalúan que el farmacéutico, último en ver a la anciana viva, podría haberla matado con una inyección equivocada. "Un vecino dijo que un auto blanco había estacionado ante la farmacia esa noche. Tal vez lo usaron para llevarla a Moq’o Pata", dijeron a Página/12 fuentes de la investigación. El viernes, la policía allanó la farmacia.

También desconfían de la familia, que denunció la desaparición el 15 de junio, cuando nadie la encontraba desde el 8 de junio. El esposo de la anciana dijo que se separaron para cobrar la renta dignidad en lugares distintos, luego debían reencontrarse. Los investigadores se preguntan cómo hizo el señor para cobrar la renta si el carnet lo tenía Rufina.

Cada dato que aparece trae más confusión. Los investigadores aseguran que el video del banco muestra a la tía del presidente escoltada por dos personas al momento de recibir el dinero, quienes ya estarían identificadas.

Ayer, en la ciudad de Cochabamba, Morales se refirió por primera vez al crimen de Rufina, desde que apareció su cuerpo el 16 de junio. "Esa muerte de mi tía Rufina Morales es muy sospechosa. Ojalá la policía pueda dar con los autores de ese asesinato, descuartizamiento. No se puede entender. Conozco a algunos delincuentes que quitan la plata, pero dejan con vida."

Para el presidente, "seguramente algunas personas quieren amedrentarme e intimidarme. No van a poder, estoy preparado. Vamos a defendernos cueste lo que cueste, vamos a seguir trabajando por el pueblo boliviano buscando su igualdad y dignidad."

Contó que al inicio de su dirigencia en organizaciones sociales, sus compañeros le habían advertido los riesgos de la política. "Me dijeron Evo cuídate, porque usted nunca renunciará a sus principios. Pero te atacarán por el lado sentimental, que es la familia. Desde esa vez entendí que habría esta clase de problemas", dijo.

Hace días, varias personas recibieron un correo firmado por el "Movimiento Anticomunista Brasileiro Portugués de Liberaçao dos Povos", donde se lee que "el falso indígena Evo Morales Ayma será el próximo a quien descuartizaremos al igual que mandamos haxer a la señora Rufina Morales de Ayma. Lo crean o no, así lo hiximos". La Fiscalía de Cochabamba indagará si esta organización existe o si es sólo un internauta que quiere dar más caos a la investigación.

Comentá la nota