Habrá oficinas de mediación en los CPC

La UCR quiere darle más accesibilidad a esta instancia de resolución de conflictos vecinales. Se reciben unos 400 casos por año, con un alto índice de acuerdos.
El bloque de concejales de la Unión Cívica Radical presentó un proyecto por el que se establecerán oficinas de mediación comunitaria en los Centros de Participación Vecinal (CPC). Se busca dar más accesibilidad a esta instancia en la que se pueden resolver conflictos de la convivencia vecinal, y que no tiene costo para las partes.

La Municipalidad de Córdoba creó el Centro de Mediación Comunitaria en 2004. Depende de la Dirección de Protección al Consumidor y Mediación Comunitaria. Según datos estadísticos de la repartición, del total de consultas que se reciben el 80 por ciento se convierte en un caso de mediación.

En ocho años recibió 3.324 casos, de los cuales el 40 por ciento fueron conflictos entre vecinos derivados de la construcción, conservación o daños derivados de paredes medianeras; el 25 por ciento por ruidos molestos ocasionados por música a alto volumen, ladridos, funcionamiento de maquinarias o empresas; el 15 por ciento por causas relacionadas a contaminación ambiental, como olores nauseabundos, basura acumulada, quema de basurales o humo de asados; el 10 por ciento por problemas generados por árboles y el 10 por ciento restante por otros conflictos (ver Infografía).

De estos casos, en el 70 por ciento se media, mientras que en el resto no se puede por desistimiento o incomparecencia de una de las partes. Sobre el total de los casos en los que se interviene, en el 80 por ciento se logra un acuerdo.

En los últimos tiempos, el Centro de Mediación Comunitaria recibió un promedio de unos 400 casos anuales en su sede de Deán Funes 329.

Más accesible. El bloque de concejales de la UCR quiere dar más difusión a esta herramienta y hacerla más accesible. Por eso, presentó un proyecto por el que se promueve la instalación de centros de mediación en todos los CPC.

“Lo que buscamos es que algo que hoy termina judicializándose en muchos casos, haya una instancia previa con entidad y que la pueda brindar el municipio”, sostuvo Javier Bee Sellares, presidente de la bancada radical en el Concejo y autor del proyecto. “Hoy la mayoría de los vecinos desconocen este instituto. Inmediatamente judicializan estas cuestiones”, agregó el concejal.

El proyecto establece que los conflictos vecinales que pueden dirimirse en los centros de mediación son los que surgen “en virtud de la convivencia o proximidad entre vecinos y que exceden el ámbito de las relaciones interpersonales, tales como ruidos y vibraciones molestas, humo, calor, olores, higiene y basura, luminosidad, mascotas, o similares”.

En cambio, no serán mediables las acciones de divorcio, nulidad matrimonial, filiación, patria potestad, adopción, alimentos, tenencia de hijos y régimen de visitas; amparo, hábeas corpus e interdictos; medidas preparatorias y cautelares; juicios sucesorios; declaraciones de incapacidad; concursos y quiebras; y en general todas las problemáticas que estén involucradas las cuestiones de orden público que resulten indisponibles para los particulares.

“Este proyecto tiene que venir acompañado de una campaña de difusión y mayor cantidad de mediadores”, sostuvo Bee Sellares. Hoy hay en el Centro de Mediación municipal hay apenas dos personas en condiciones de mediar entre vecinos.

En un principio se tratará que los mediadores roten por los CPC, y que no se tome nuevo personal para establecer las oficinas fijas, sino que surjan de una selección interna del personal municipal.

Extraoficialmente se informó que el proyecto cuenta con el respaldo del Departamento Ejecutivo Municipal para su implementación.

Coment� la nota