Y había qué tratar en el Concejo.

Se aprobó el cierre de la avenida Ameghino para unificar el predio existente con el que permitirá la ampliación. También se sancionó la ordenanza por la cual regirá el funcionamiento y ubicación de los feed lot.
Y había temas para tratar, e importantes por cierto, que no aparecieron por arte de magia sino que estaban ahí, como el del cierre de la avenida Ameghino que será afectada al Parque Industrial, la reglamentación sobre ubicación y funcionamiento de los feed lot y un expediente añejado en el municipio mediante el cual se atendió un reclamo del concesionario de la terminal de ómnibus y se fija un canon a las empresas por expendio de boletos.

A eso se le sumaba la convalidación del decreto del intendente sobre el cierre de locales con asistencia masiva del público, más la ordenanza mediante la cual se facultó al Departamento Ejecutivo a realizar los gastos necesarios que permitan combatir la pandemia de gripe A.

Entonces...

Entonces fue que se aprobó el cierre de Ameghino para poder llevar adelante la ampliación del Parque Industrial al predio de expansión de 40 hectáreas, por lo que esa arteria será desafectada como calle pública en el trayecto enfrentado a la fracción de tierra que unirá ambos lugares, como uno de los requisitos que se debían cumplimentar para lograr la aprobación del proyecto.

El requerimiento apunta a que el sector preexistente del Parque Industrial y el que se propone como ampliación constituyan un conjunto integrado, vinculándose el acceso principal desde la ruta 3 hacia la nueva conformación de lotes, por lo cual para posibilitar dicha continuidad se hace menester desafectar el tramo de la avenida Ameghino, que además permita el acceso secundario por ese lugar. No obstante se proyecta a futuro el pavimento desde el Puente Faraónico para que el acceso principal se traslade a ese sector.

Y finalmente salió la ordenanza por la cual se regula el funcionamiento y ubicación de los feed lot en el distrito, y que fija entre otras cuestiones distancias mínimas de instalación a partir de la zona urbana dependiendo de la cantidad de cabezas que cada establecimiento tenga, pero que fija extremos como de 5000 a 10000 metros, y otros intermedios.

Por otra parte y como aspectos esenciales, se apuntó a determinar medidas que contemplen el cuidado de distintos factores, como el humano, la tierra, el aire y el agua.

También había para resolver un antiguo expediente mediante el cual el concesionario de la terminal de ómnibus planteaba que eran varias las empresas que vendían boletos en una misma ventanilla, y el desfasaje económico que le producía esa situación ante los valores de los canon desactualizados.

Entonces se fijó que cada empresa de transporte de pasajeros de larga distancia que tenga expendio de boletos en la terminal de ómnibus, deberá pagar 350 pesos por mes de canon aunque comparta ventanilla.

De los bloques

Así también fue que los bloques de la oposición hicieron aparecer algunos "temitas", siempre relacionados con reclamos al Ejecutivo. Por ejemplo a Acción Comunal se le aprobó solicitar informes sobre acciones de recambio de cañerías de agua corriente dañadas previos a las obras de repavimentación; solicitando arreglos en el barrio del Plan Federal I en Ruta 3 Sur. Y le fue rechazado por el vecinalismo un reclamo de necesidades de mejoras en las salas sanitarias de las localidades de Reta y Copetonas, tanto sobre atención médica como de ambulancia, aunque esto último hubo compromiso de revisarlo.

Del Partido Justicialista, fue pasado a comisión un pedido de construir baños públicos en la zona céntrica, para analizar con más detenimiento la conveniencia o no de llevarlo adelante, y se le aprobó solicitar informes de calidad de agua potable del partido de Tres Arroyos. También se le aprobó el pedido a Peronismo del País para que se proceda al pintado de mesetas y lomos de burros en la ciudad.

Comentá la nota