Gustavo Alegre le dijo al juez que no sabe nada de los ilícitos

El hermano del ex intendente declaró y negó responsabilidad en todos los hechos que lo vinculan. Lo propio hizo otro proveedor y empleado de la Comuna indagado ayer. En tanto, Moisés y Feijóo fueron excarceladas. Hallan diferencia de $300 mil entre comprobantes y pagos realizados.
Gustavo Alegre le dijo al juez que no sabe nada de los ilícitos

El imputado Gustavo Alegre Vega, hermano del ex intendente capitalino Julio Alegre, negó los cargos formulados en su contra anoche, al ser indagado por el juez Gustavo Herrera, quien investiga una millonaria defraudación en perjuicio de la Municipalidad de la Capital.

Al retirarse de Tribunales hacia su lugar de detención, Alegre Vega, que fue asistido legalmente por los abogados César Barrojo y Marcelo Castillo Gioya, recorrió los pasillos tribunalicios totalmente inmutable y no expresó palabras.

Castillo Gioya dijo que su cliente había negado integrar sociedades anónimas, que no conocía de la existencia de las mismas, y que nunca tuvo vínculo comercial con su hermano.

También negó tener relación comercial con Enzo Herrera, y que Marta Feijóo sólo era su secretaria en el estudio jurídico.

Alegre Vega aseguró no tener inmuebles, "a punto tal que vive con sus padres hace 40 años", dijo Castillo Gioya y remarcó que admitió "que tiene dos vehículos: un Renault 12 y un Fiat Uno, y si bien reconoció ser titular de una empresa, ésta no llegó a funcionar nunca".

"Otros imputados pueden decir lo que quieran, hasta pueden mentir y por ello se entiende que impliquen a mi cliente", dijo el letrado, quien agregó que pedirán medidas para corroborar los dichos de su cliente, y también pedirían falso testimonio para los testigos que incriminaron a su defendido.

Hallan pagos irregulares

Una importante diferencia entre lo facturado y lo abonado a proveedores fue detectada por las pericias que llevan a cabo efectivos de la División Delitos Económicos, en el marco de la investigación que lleva adelante el juez Gustavo Herrera, por una millonaria defraudación perpetrada en perjuicio de la Municipalidad de la Capital, hecho por el que permanece detenido el ex intendente Julio Alegre y funcionarios de su gabinete.

Las irregularidades fueron detectadas mediante una auditoría realizada al ítem pago a proveedores, cuyos resultados fueron informados al magistrado, quien ayer confirmó que los peritos habrían detectado pagos irregulares por más de 300 mil pesos, durante todo el período 2008 y lo que va transcurriendo de 2009. La investigación se habría centrado en los pagos realizados a unos 60 proveedores del Municipio capitalino, y dicho monto se podría acrecentar aún más a medida que avance la investigación y el análisis de documentación, que es exhaustivamente estudiada. La importante diferencia surgiría de las facturaciones "truchas" que se habrían abonado.

Comentá la nota