LA GUERRA DEL HUMO II Nobleza Piccardo demandó al Estado santafesino

La tabacalera presentó ante la Corte Suprema de la Nación un recurso de insconstitucionalidad por la Ley Antitabaco, que rige en la provincia desde 2006. Aduce que por impedirle publicitar sus productos perdió 40 millones de pesos.
La tabacalera Nobleza Piccardo demandó ante la Corte Suprema de la Nación a la provincia de Santa Fe, por considerar inconstitucional la vigencia de la denominada Ley Antitabaco. El recurso fue presentado por la compañía hace dos meses ante el máximo tribunal, pero recién hoy se conoció, luego de que el propio gobierno provincial saliera a rechazar los argumentos de la empresa.

Jorge Barraguirre, el Fiscal de Estado provincial, explicó que "Nobleza Piccardo demandó a la provincia de Santa Fe con una acción de inconstitucionalidad en la Corte nacional. Y ahora el Estado provincial decidió contestarla". Según el funcionario, la empresa cuestiona la vigencia de una serie de artículos de la Ley Antitabaco (aquellos que van desde el 5 al 9), que limitan la publicidad a las empresas tabacaleras.

Por eso, contó Barraguirre, la firma aduce un "perjuicio económico" y sostiene que "la provincia fue más allá de sus competencias para cuidar la salud de los ciudadanos".

"El núcleo del argumento es que, según su interpretación, se viola la libertad de expresión, que también incluye la publicidad comercial. La compañía considera que no hay regulación, sino aniquilación o destrucción del derecho de expresión comercial", explicó Barraguirre.

El Fiscal de Estado señaló que la Corte Suprema de la Nación –con disidencia del ministro Eugenio Zaffaroni– rechazó la medida cautelar presentada por la empresa, pero no resolvió aún sobre la cuestión de fondo.

La empresa argumenta, según indicaron fuentes del gobierno provincial, un perjuicio económico de unos 40 millones de pesos, que sería lo que pierden por falta de publicidad.

La Ley antitabaco fue sancionada en la provincia de Santa Fe en el 2006 y establece, además de las restricciones en la difusión de publicidad comercial de tabaco, la prohibición de fumar en locales cerrados. Las sanciones que impone la normativa abarca no sólo multas sino también hasta el posible cierre de los locales en caso de que se reincida en el incumplimiento de la ley. Al principio, fue resistida por los comerciantes, sobre todo de bares y restaurantes, pero con el tiempo tuvo un cumplimiento pleno.

Comentá la nota