Los gremios unifican su reclamo por los salarios

Quieren un aumento al básico y al sueldo de bolsillo de los estatales.
Representantes de varios gremios de distintos sectores se reunirán hoy en la sede del Sindicato de Obreros y Empleados Municipales (SOEM) para unificar sus reclamos al Gobierno por un aumento salarial para los estatales.

En esta mega reunión participarán los gremios que integran la llamada CGT disidente -que lidera el titular del SEIPOS Fernando Salcedo-, el Sindicato de Trabajadores de la Administración Pública Provincial (SITRAPP) y el SOEM.

También se espera la participación de la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN), de la Asociación de Trabajadores de la Sanidad Argentina (ATSA) y de la Asociación de Trabajadores Provinciales (ATP), aunque este último no confirmó su participación en el cónclave sindical.

"El objetivo es estar juntos en esto y elevar un documento al Gobierno con el reclamo salarial", señaló Carlos Del Giorno, secretario general del SOEM.

El titular del gremio municipal añadió que el espíritu de la reunión sindical que tendrá lugar hoy desde las 19.00 será el de sellar la "unanimidad en el reclamo por aumento de salarios". "La gente nos eligió para que los representemos ante las autoridades y nosotros tenemos que defender a los trabajadores. Y como todos los gremios están pidiendo aumentos será imposible conseguirlo sino unificamos esta lucha", añadió Del Giorno.

Indiferencia

Hasta ahora el Gobierno se ha mostrado indiferente a los reclamos que desde distintos sectores sindicales se hicieron escuchar por los pedidos de una mejora en los sueldos para la Administración Pública.

El último incremento que dio el Ejecutivo provincial fue un aumento de 100 pesos sobre la quincenita (pasó de 250 a 350 pesos) otorgado un par de meses antes de las elecciones del 28 de junio pasado.

Pero los gremios se han mostrado disconformes y exigen un aumento sobre el sueldo básico y a la vez una mejora sustancial en el sueldo de bolsillo de los estatales.

La semana pasada estos mismos gremios que se reunirán hoy para delinear un documento conjunto, ya tuvieron un primer encuentro donde bosquejaron algunas cifras del reclamo pretendido: quieren que el salario básico pase de los actuales 310 pesos a 1000 pesos y que el sueldo de bolsillo llegue a los 2.000 pesos contra los actuales 1.300 pesos que el Gobierno paga aproximadamente.

"Si el Gobierno sigue sin escucharnos tendremos que tomar medidas. Pero si es inteligente, el Gobierno debe abrir al diálogo. Hoy ningún trabajador debiera estar por debajo del salario mínimo, vital y móvil (1.400 pesos) y sabemos que hay gente que gana mucho menos que eso", consideró Del Giorno.

Comentá la nota