Dos gremios iniciarían juicios millonarios contra la Cooperativa Eléctrica de Trelew

Desde que se conoció la noticia del aumento salarial aprobado para los trabajadores nucleados en el Sindicato de Luz y Fuerza, la conducción de la Cooperativa Eléctrica de Trelew mantiene los teléfonos celulares apagados.
El hermetismo es total y la única aparición, no pública, fue realizada por el gerente general quien asistió a la Municipalidad a dar explicaciones el viernes al intendente.

Según trascendió, el viernes por la tarde noche, el gerente general, Sergio Schreyer, de la entidad trelewense asistió a la Municipalidad, luego de las expresiones de rechazo que repercutieron en todos los medios, por parte del jefe comunal Gustavo Mac Karthy.

El propio titular del Ejecutivo le había solicitado que no apruebe un aumento salarial, teniendo en cuenta la crisis financiera que atraviesa la Cooperativa, pero parece que no fue atendida esa petición y se convalidó el 17 por ciento para los trabajadores lucyfuercistas.

En la mañana del viernes el intendente respondió a la consulta sobre el tema realizada por un periodista de este medio, con la palabra «bronca», resumiendo así la sensación alcanzada luego de haberse enterado del acuerdo salarial.

Schreyer se apersonó al Palacio Municipal para rendirle cuentas a Mac Karthy, ante una situación que para muchos abre nuevamente el abanico para un conflicto político.

La respuesta del gerente habría sido: «Era una deuda que hace mucho tiempo teníamos con el gremio», cuestión que pudo conocerse no convenció «para nada» al jefe comunal. Paralelamente se mantiene en silencio un posible juicio millonario que estaría iniciando la Federación Argentina de Trabajadores de Luz y Fuerza, por aportes patronales que son enviados al Sindicato Regional y no a la organización sindical nacional.

Algunos especulan que la Cooperativa presentará un pedido de aumento tarifario para después del 28 de junio, dejando pasar la elección. Mientras que otros ya hablan de que el poder político no avalará un incremento afectando la economía de los ciudadanos, la cual ya está siendo apretada por la crisis financiera, para avalar una suba salarial dada «a destiempo».

Comentá la nota