El gremio de camioneros mantiene bloqueadas cuatro canteras de Tandil.

La medida de protesta es a nivel provincial. El gremio exige la regularización de los transportistas que trabajan con las canteras. Anoche hubo una reunión entre las partes, pero no hubo acuerdo.
El conflicto entre las empresas de canteras y el Sindicato de Camioneros se originó ayer en Olavarría, donde el gremio bloqueó la entrada y salida de unas 20 canteras.

Por la noche, hubo una reunión entre las partes en la Capital. Al no arribar a un acuerdo, el sindicato decidió extender la medida de protesta a todo el ámbito bonaerense. Por tal razón, desde esta mañana en Tandil hay cuatro canteras que tienen bloqueada la entrada y salida de camiones.

En diálogo con la radio de Multimedios El Eco, Abel De Negri, dirigente de los camioneros a nivel local, señaló que "este no es un problema que surgió hoy; hace un año y medio venimos planteando la necesidad de regularizar la documentación de los choferes que transportan piedra".

En el caso de Tandil, hay una sola cantera que trabaja con transporte propio y los choferes "están afiliados y la cantera cumple a la perfección. Pero con el resto, a veces es la cantera la que contrata un transporte y a veces es quien compra la piedra el que lo hace. Esto trae muchísimos inconvenientes a muchos sectores. Primero al propio trabajador, porque un chofer que hace 15 kilómetros por mes cuando llega el momento de cobrar le pagan como si hubiera hecho 2 mil kilómetros. Además, se crea una competencia desleal con otras empresas de transporte que hacen esfuerzos para pagar a sus choferes lo que corresponde y tener las cargas sociales al día".

Consultado acerca del plazo durante el cual continuará la medida de fuerza, De Negri explicó que "una vez que agotamos los pasos previos y tomamos una medida de esta naturaleza, no la vamos a levantar hasta que no exista un compromiso formal de la patronal de querer solucionar el conflicto".

Comentá la nota