*Grave: el apagón en el oeste neuquino fue por atentado

La cooperativa CALF confirmó que un conductor fue cortado en la zona de la meseta. Para repararlo, hubo que cortar la red de media tensión y afectar durante seis horas el suministro de electricidad a 22 barrios.
La cooperativa CALF, encargada del servicio de energía eléctrica en la capital neuquina, confirmó este viernes que el apagón producido en una vasta zona del oeste de la capital neuquina fue producto de un hecho vandálico: el corte intencional de un cable en la zona de la meseta.

La falla se detectó en la falta de una fase en el alimentador de media tensión del área de Gran Neuquén. Tras recorrer esa zona, se encontró el conductor cortado.

"Dicho desperfecto habría sido provocado por vandalismo, por lo que se están realizando las investigaciones del caso", informó oficialmente la cooperativa.

Para efectuar las reparaciones de emergencia se debieron realizar cortes de energía en la red de Media Tensión, el primero que duró desde las 19,42 hasta las 1,55 del viernes; y el segundo, desde las 23,25 hasta la misma hora de la madrugada del viernes.

El total de los barrios afectados por el apagón fue el siguiente:

Mudon, Muten, Islas Malvinas, Ceferino, Municipal, Cordón Colón, Bardas Soleadas, Amejun, Gregorio Álvarez, Progreso, Plan Federal, La Estrella, Ameban, Cooperativa Río Grande, Cumelén, Maronese, Melipal (1099 viviendas), Huiliches, Unión de Mayo, Valentina Sur rural y Balsa las Perlas.

La reparación se efectúo en forma definitiva, informó la cooperativa.

Comentá la nota