El Gobierno tendrá que explicarle a la SEC la pelea con el Central

La presentación ante la Comisión de Valores de los Estados Unidos se demoraría hasta el martes. Falta delinear lo que refiere al Fondo del Bicentenario y a la disputa con Redrado
La Secretaría de Finanzas del Ministerio de Economía responderá entre el lunes y el martes el documento que envió la semana pasada la Comisión de Valores de los Estados Unidos (SEC) y aspira a presentar la oferta a los tenedores de títulos en default por u$s 20.000 millones en los próximos siete días, según fuentes oficiales que participan de la negociación.

La demora en la contestación a la SEC, que el ministro de Economía, Amado Boudou, había previsto para hoy, está relacionada a la disputa política y judicial por el Fondo del Bicentenario para el pago de vencimientos de deuda con u$s 6.569 millones de reservas del Banco Central y por la situación del titular de esa entidad, Martín Redrado.

El organismo regulador estadounidense efectuó el viernes último una devolución del formulario 18K, que presentó la Argentina a fines de noviembre para comenzar el trámite de reapertura del canje. En ese documento, de carácter reservado, la SEC pidió explicaciones metodológicas sobre la información macroeconómica del país, cuya fuente es el discutido Indec. Pero, según Economía, no aludió al conflicto político generado en torno del empleo de reservas para el pago de la deuda externa, algo que no se discutía al momento de presentar el 18K.

La Secretaría de Finanzas, a cargo de Hernán Lorenzino, terminó de confeccionar las respuestas a las cuestiones metodológicas y trabaja ahora en lo que las fuentes llamaron la "actualización macroeconómica". Se trata de un relato de lo ocurrido en el país desde que se presentó ante la SEC el formulario 18K. El tema dominante de la agenda fue la confección del Fondo del Bicentenario y la pelea política con Redrado.

Sobre el pago de deuda con reservas, el Gobierno hará mención al decreto 2010/09 que creó el Fondo del Bicentenario y afirmará que la confección de esa caja sigue los canales institucionales y políticos pertinentes. Es decir, está a la espera de que el Congreso lo trate en sesiones ordinarias, a partir de marzo, y de que la Justicia se expida. Y dejará en claro que la demora en su constitución no afectan al programa financiero de 2010 ni incide en los tiempos del canje.

La avanzada del oficialismo contra Redrado es más delicada. Los negociadores del Ejecutivo ante la SEC negaron que obstaculice el canje en ese organismo. Argumentan que el ente regulador no interfiere en cuestiones institucionales o políticas. Aunque algo deberán mencionar sobre la situación de quien hasta ahora permanece al frente del Banco Central.

Lorenzino y el subsecretario de Financiamiento, Adrián Cosentino, suspendieron reuniones con inversores en el exterior previstas para esta semana para terminar la respuesta a la SEC.

En paralelo, la Secretaría de Finanzas apura la propuesta que efectuarán a los holdouts, con la intención de presentar la oferta definitiva ante la SEC y los reguladores de Luxemburgo y Japón a fines de la semana próxima.

El objetivo es reforzar el mensaje de que el canje avanza a pesar de los contratiempos locales y la difusa coyuntura externa, dominada ahora por las medidas contractivas de China y el avance de los EE.UU. sobre los bancos.

Aún falta definir si la oferta incluirá un bono con los pagos del Cupón atado al PBI entre 2005 y 2007.

De no dilatarse los idas y vueltas con la SEC –algo independiente de la presentación de la oferta, explicaron las fuentes–, el canje se reabriría la segunda semana de febrero.

Comentá la nota