El Gobierno reconoce que se concentró la tierra

El Gobierno reconoce que se concentró la tierra
Es por "las facilidades financieras que tienen los pools", dijo Débora Giorgi, ministra de Producción. Las novedades en los pagos.
La ministra de Producción Débora Giorgi admitió algo que los sectores agropecuarios denunciaban y que el oficialismo se negaba a aceptar: desde el 2002 se incrementó la concentración de la tierra. Una de las razones de este suceso, según la propia funcionaria, es por "las facilidades financieras que tienen los pools".

La funcionaria habló con el diario La Nación y explicó: "La producción extensiva a gran escala, las facilidades financieras que tienen los pools y el privilegio que tienen por la rentabilidad de corto plazo han desplazado a los productores de menor tamaño relativo". Luego añadió lo que innumerables veces funcionarios K rechazaron: "esto ha generado una concentración de la tenencia de la tierra".

Sin embargo, Giorgi aseguró tener la solución para el problema. Según la Ministra, por esa razón "hemos enviado al Congreso la ley de arrendamiento". En cuanto a las estimaciones de siembra estimó que habrá "un nivel muy alto de soja, y esto tiene que ver con una recuperación del precio internacional y una caída importante en el costo de los insumos del 40 al 50 por ciento".

Devolución retenciones. Un tema importante para los productores agropecuarios es saber de qué manera se realizará la devolución a las retenciones y su mecanismo. Giorgi explicó que "los pequeños productores cobrarán las compensaciones para la campaña 2009/10"-

"Se está conformando una unidad ejecutiva, que involucra a los ministerios de la Producción y Economía y la Jefatura de Gabinete, que se encargará de identificar a los productores que hayan cosechado hasta 1240 toneladas de maíz u 800 de trigo y de efectivizar las compensaciones equivalentes a los derechos de exportación de esos montos de cosecha directamente a la CBU de cada productor. Así, los productores cobrarán el precio internacional", añadió la funcionaria.

Comentá la nota