Gobierno rechaza la elección interna y reitera su potestad en la designación de autoridades

En el marco de la primera reunión de conciliación entre las autoridades y el personal de la DPP, el Gobierno accedió a varios puntos de un petitorio presentado por los trabajadores, aunque volvió a negar la validez de la elección interna que pretende designar como vicepresidente del organismo a Salvador de Gaetano. Desde el Ejecutivo se insistió en que por ley, el nombramiento de autoridades es una facultad que les corresponde.
Autoridades de la Dirección Provincial de Puertos (DPP) mantuvieron ayer la primera reunión de conciliación obligatoria con el personal del organismo, ratificando la postura de que la elección del vicepresidente y las políticas a llevar adelante en esa entidad son exclusiva potestad del Ejecutivo Provincial.

Las inquietudes que el presidente del organismo, Fernando García Carral, tomó del personal representado por dirigentes de ATE y UPCN, fueron las relacionadas con pedido de indumentaria, condiciones de seguridad laboral, y negociaciones paritarias.

Desde ambos gremios se presentó un petitorio de ocho puntos, de los cuales tres están relacionados con la indumentaria y uno acerca de supuestos incumplimientos de la ley en materia de seguridad.

Carral sostuvo que, en relación a los primeros puntos del petitorio referidos a indumentaria, ya se iniciaron los trámites y que están próximos a resolverse, así como se les pidió precisiones en torno al cuarto punto en el que se mencionan supuestos incumplimientos de la ley de seguridad «para poder tomar cartas en el asunto».

En tanto, los puntos cinco y seis del petitorio hacen referencia específica a las paritarias, por lo que se estableció el próximo martes como fecha de reunión en ese marco, mientras que el próximo encuentro de conciliación obligatoria se resolvió para el próximo jueves.

En cuanto a los dos últimos puntos vinculados a la elección de autoridades, tanto el titular de la DPP como el secretario de Relaciones Institucionales, Daniel Ravaglia, ratificaron la postura gubernamental de que es potestad exclusiva de la Gobernadora toda vez que tienen que ver con la designación del Vicepresidente de Puertos y con la política a llevar adelante en la institución.

«Ellos plantearon que la elección del vicepresidente deben hacerla los trabajadores, e hicieron referencia a una supuesta falta de gestión de las autoridades del Gobierno en el Puerto», sostuvo Ravaglia, remarcando que «nosotros fuimos coherentes y claros en nuestro planteo, y les aclaramos que la ley establece que la designación de las autoridades del Puerto es una facultad de la Gobernadora; y que ellos podrán no estar de acuerdo con la toma de decisiones pero también es facultad del Ejecutivo».

Desde el Ejecutivo entendieron que en Puertos se está llevando adelante una política «coherente», y que los trabajadores «deben trabajar porque a nosotros nos corresponde fijar las directivas para el Puerto, a través de la Presidencia y Vicepresidencia».

Comentá la nota