Una vez más, el Gobierno prometió Potrero del Clavillo.

El Gobernador anunció que en los próximos días se firmará el convenio de cooperación con el Gobierno de Tucumán para actualización del proyecto de construcción del dique que se encuentra en Aconquija.
Ante la Asamblea Legislativa, el Gobernador volvió a comprometer la reactivación del dique Potrero del Clavillo, ubicado en Aconquija. Se trata de una represa que generaría 240 megavatios de potencia energética, más de tres veces lo que producen todas las centrales hidroeléctricas del NOA. Su construcción se suspendió en 1974 por la dictadura militar.

En su discurso del viernes pasado, el primer mandatario provincial anunció que en los próximos días se firmará el convenio de cooperación con el Gobierno de Tucumán para actualización del proyecto de Construcción de la obra. Además anticipó la gestión ante el Gobierno Nacional u organismos internacionales de financiamiento por tratarse de un emprendimiento fundamental para la generación de energía.

En agosto del año pasado ya se había anunciado la firma del convenio con la vecina provincia e incluso el proyecto fue presentado ante la asamblea de ZICOSUR (Zona de Integración del Centro Oeste Suramericano). Tanto los gobiernos de las dos provincias como el nacional había expresado su voluntad de reflotar el viejo proyecto, aunque el trámite se demoró más de lo previsto.

El ministro de Obras y Servicios Públicos, Juan Acuña, había expresado a este medio que en diálogo con su par tucumano, el funcionario le comentó que el convenio tiene el visto bueno del gobernador Alperovich y de técnicos federales. "En los próximos días estamos firmando el convenio para que la Nación pueda realizar la contratación de los estudios", aseguró a El Ancasti el ministro en aquella oportunidad.

Ese instrumento es el que permitirá poner en marcha el análisis de la propuesta más viable para la construcción del embalse, y todo apunta a usar el proyecto original de Agua y Energía de la Nación, aunque se lo optimizará en función de la tecnología y los nuevos requerimientos.

La idea del Gobierno, según dijo Acuña, es que se mejore el proyecto viejo, fundamentalmente para maximizar la generación eléctrica durante todo el día y no en determinados momentos, como preveía el primer diseño.

Acuña dijo que cuando se contrate el equipo encargado del estudio de factibilidad, "vamos a poner gente de Catamarca para que lleve nuestra postura".

La firma del convenio está muy demorada. En octubre del 2007, el propio funcionario anunciaba como próximo ese paso formal, cuando el escenario político y la relación del gobernador Eduardo Brizuela del Moral con la Casa Rosada eran diferentes.

El plan de Potero del Clavillo data de hace más de 30 años. La obra tenía los fondos aprobados y se llegó a la construcción del campamento e instalaciones para los obreros y los técnicos en la zona que se levantaría la presa. En la actualidad se construyó un complejo turístico denominado Yuka Suma a partir de la transferencia a Turismo de la provincia de las instalaciones que construyó Agua y Energía de la Nación.

Luego, tras el golpe de 1976, las partidas fueron reasignadas y la obra pasó al olvido. En Aconquija, conocedores del tema comentan que los fondos fueron utilizados para la organización del Mundial de Fútbol de 1978.

La importancia estratégica del proyecto cobró fuerza tras la crisis de abastecimiento eléctrico que comenzó a afectar a todo el país hace tiempo. Los técnicos oficiales consideran a Potrero del Clavillo como la única "propuesta seria" para afrontar a nivel regional la insuficiencia de las fuentes actuales.

En mayo del 2007, el diputado nacional tucumano, Gerónimo Vargas Aignasse, presentó en el Congreso un proyecto de ley para habilitar "la ejecución del proyecto hídrico-energético Dique Potrero del Clavillo y de sus obras complementarias de riego y generación eléctrica".

El proyecto original contemplaba la presa y la instalación de tres centrales hidroeléctricas que generarían electricidad aprovechando el desnivel que ofrece la línea montañosa del Aconquija.

Figuraban en el diseño diques derivadores sobre los ríos Las Pavas, Jaya, Cicerón, Las Raíces y Solco, túneles, canales de conducción entre los derivadores, y la presa Villa Lola aguas abajo, en territorio tucumano.

El plan de Potero del Clavillo data de hace más de 30 años. La obra tenía los fondos aprobados y se llegó a la construcción del campamento e instalaciones para los obreros. En 1976 las partidas fueron reasignadas y la obra pasó al olvido.

Comentá la nota