Gobierno y Policía reconocen aumento en el nivel delictivo

Aunque en la previa aparecía como uno de los miembros más cuestionados del gabinete jorgista, el ministro de Gobierno César Rodríguez pareció ayer sortear airoso su visita a la Comisión de Hacienda de la Cámara de Diputados. Algunas pálidas intervenciones de los representantes de la bancada opositora no alcanzaron a hacer tambalear los argumentos esgrimidos por el funcionario que, como se informara en reiteradas oportunidades, estuvo en el ojo de la tormenta por distintos acontecimientos e, incluso, porque se conocía que el propio gobernador Jorge estuvo a punto de reemplazarlo este mismo año.
Ayer el ministro reveló que el presupuesto 2010 para su área será un 17,50% más que para el ejercicio 2009, esto es casi $190 millones. "Creemos que es un presupuesto realista y ajustado que nos permitirá dar respuestas a la comunidad, frente a la problemática que se plantea.

En referencia a la seguridad Rodríguez admitió que hubo, "sobre todo en Santa Rosa, un incremento del 7% de los hechos delictivos", e indicó que "así como disminuyeron los hurtos, han crecido los robos. Es decir que no hubo un crecimiento significativo de hechos delictivo sino que lo que sí hubo es una mayor violencia en esos hechos en toda la provincia, lo que genera la sensación de mayor inseguridad. Creemos que esto responde a la situación económica del país", teorizó.

Fue Carlos Bruno el que pareció que podría crear algún grado de intranquilidad a los visitantes, cuando apuntó que "nos vamos en discursos, hacemos análisis y en realidad tenemos un estado ausente porque cada vez hay más chicos delinquiendo". Cuando Juan Ramón Garay (PJ) dijo coincidir con algunas palabras del legislador opositor, aunque dejó expresamente aclarado que no debía quedar "como que no se está haciendo nada", la virulencia de Bruno se diluyó rápidamente. El mismo Garay dejó en claro que a veces la gente se deja llevar por lo que ve en televisión acerca del contexto nacional.

Efectivos y patrulleros.

Informó que "en estos días están ya por salir nuevos agentes policiales y cadetes de la Escuela de Policía en un número de 110, que van a ser repartido en las diferentes regionales de nuestra provincia y teniendo en cuenta las cabeceras de las mismas que son Santa Rosa y General Pico, que tienen mayor concentración de gente y que por lo tanto necesitan mayor prevención y seguridad el ciudadano". Agregó que también serán distribuidos la semana próxima 15 nuevos patrulleros, 10 para la Unidad Regional I de la capital provincial y los 5 restantes para la Unidad Regional II de General Pico.

Acompañado por el Jefe de Policía, Ricardo Baudaux, y otros funcionarios de su ministerio, Rodríguez fue respondiendo los interrogantes que le planteaban los frepamistas Hugo Pérez, Martín Berhongaray, Carlos Bruno y Carlos Pessi.

Así Baudaux respondió sobre la Comisaría de la Mujer -hay un proyecto de Pérez en la Legislatura-, y dijo que se pensó en dos alternativas, la Seccional 8ª en Santa Rosa o ampliar la Seccional 7ª, y se decidió por esta última posibilidad para optimizar y aprovechar los recursos humanos que revistan allí, y que estarían en condiciones de atender el tema de la minoridad, la mujer y la trata de personas.

"No estamos pensando en nuevas reparticiones policiales, sí estamos pensando en mayor patrullaje, mayor presencia en la calle, amén de los que ya se están haciendo. Hemos incrementado las tareas de seguridad en la zona rural, incorporando a suboficiales retirados y ya hemos recorrido 470 mil kilómetros de caminos rurales, además hemos afianzado el trabajo en conjunto con policías, de otras jurisdicciones".

Código Procesal Penal.

Sobre la implementación del nuevo Código Procesal Penal -que debiera entrar en vigencia en septiembre-, Rodríguez comunicó que el martes estuvo reunido con cuatro de los cinco ministros del Superior Tribunal, y con el propio gobernador para avanzar en la implementación. Fue Pessi quien pidió precisiones porque estimó que deberá trabajarse "en forma vertiginosa" a partir de abril para llegar a tiempo, ya que Diputados tomó la decisión de no prorrogar más los plazos.

Tránsito: la ayuda no alcanza

El alto índice delictivo de la ciudad atentan contra un control más estricto del tránsito en Santa Rosa. Esa podría ser una lectura del mensaje que las autoridades provinciales en materia de seguridad brindaron ayer durante la reunión del Consejo Consultivo de Tránsito local. El órgano se reunió en el salón del Concejo Deliberante, desde las 20, con la presencia del intendente Francisco Torroba, el ministro de Gobierno, César Rodríguez, y el jefe de la Policía de La Pampa, Ricardo Baudaux.

Los funcionarios provinciales fueron invitados para coordinar acciones de cooperación entre Provincia y Municipio en los operativos de tránsito. En la comuna aseguran que se hace imposible para los inspectores impedir las fugas o resistencias de los conductores, cuando no son apoyados por agentes policiales. Además, el propio Torroba había deslizado días atrás su malestar por el poco apoyo que la fuerza las brinda a pesar de los convenios que tienen firmados en tal sentido.

Rodríguez acusó recibo de aquellos dichos del jefe comunal y aseguró que "siempre" la policía provincial estuvo predispuesta a apoyar a los inspectores. Más tajante, el comisario Baudaux dijo: "Nunca ha habido falta de colaboración". Incluso afirmó que era necesario establecer "estrategias de intervención conjunta".

Junto al ministro y al titular de la Jefatura, el comisario Roberto Ayala, jefe de la Unidad Regional I, pareció admitir algunas dificultades que atentan contra la colaboración que demandan desde el municipio. "La prioridad es la prevención del delito en la ciudad, pero sin dejar de colaborar con el municipio en operativos de tránsito en tanto y en cuanto tengamos recursos disponibles", afirmó.

Añadió que muchas veces el recurso que tienen disponible para los operativos de tránsito no da abasto y achacó la problemática a la suba de los delitos en Santa Rosa: "Tenemos una situación de alto índice delictivo en la ciudad, que ha crecido mucho y tenemos que distribuir recursos humanos para que la presencia llegue a todos los ámbitos. No obstante ello, tenemos la predisposición para asistir a los inspectores municipales".

La reunión continuaba al cierre de esta edición, entre los presentes se encontraban instituciones del medio, como la Red de Familiares de Víctimas del Tránsito y el ACA.

Comentá la nota