El Gobierno pidió comprensión a los maestros

La Asociación Docentes de Santa Cruz -ADOSAC- ratificó ayer el paro de 24 horas para el inicio de clases, que decidió el Congreso Provincial del sábado en Caleta Olivia, en el caso de no tener una propuesta salarial que esperaba escuchar en la convocatoria urgente de la paritaria docente, a la que el gobierno accedió ayer, aunque para ratificar el informe económico y reiterar que no hay posibilidades de aumento.
El gobernador Daniel Peralta reiteró ayer que “el Estado no está en condiciones de dar un solo peso más”, pidió a los docentes “una mirada de entendimiento”, y dijo que aspira a que las clases comiencen normalmente.

A la reunión de la paritaria docente que se inició pasadas las 18 y se extendió hasta cerca de las 21.30 con la firma del acta correspondiente, asistió esta vez el ministro de Economía, Juan Manuel Campillo, para ratificar lo que ya había planteado el secretario de Hacienda contador Edgardo Valfre en la reunión anterior, sobre la imposibilidad de la provincia de afrontar un aumento salarial.

El planteo fue cuestionado por la ADOSAC, que al cierre de esta edición ratificó el paro de 24 horas convocado para el inicio de clases, sin convocar a un nuevo Congreso Provincial, “ya que no tenemos ninguna propuesta para analizar”, explicó Pedro Muñoz a La Opinión Austral.

“Es un paro que duele porque no tiene respuesta. Nosotros no podemos dar ningún tipo de incremento salarial. Fue claro mi discurso en la Cámara y han sido claros los números que presentamos a la ADOSAC. Lo lamento, pero no tiene solución”, había dicho temprano el gobernador, en declaraciones a la prensa luego de la inauguración de un Módulo de Servicios de YCRT en Punta Loyola.

Peralta explicó que “no hay un peso, que no tenemos una moneda” y que existen “sectores mucho más postergados, como los municipales, con quienes hemos avanzado en un esquema de concertación que incluye otras variables que hacen al salario indirecto de los trabajadores”.

No obstante, reparó en la necesidad de que el ciclo lectivo comience normalmente y pidió a los docentes que “comprendan que hicimos un esfuerzo muy grande durante el año pasado para el sector, que avanzamos con las titularizaciones, que las paritarias dieron vía a otras cosas y que abolimos el presentismo”.

Asimismo, sostuvo que el paro docente “no es sólo un problema del gobierno, sino de la sociedad” y precisó que el Consejo Provincial de Educación ejecutó un presupuesto de 857 millones de pesos en 2008, mientras que las previsiones para este año son de 1.250 millones, “lo que implica apertura de salas, secciones, divisiones, profesores, horas cátedra, más todo el esfuerzo que ha hecho el Estado en infraestructura”.

Sobre el pedido del gremio para una reunión urgente de la paritaria sectorial, que se concretó ayer sin una propuesta oficial, el mandatario indicó que el Gobierno “se va a sentar todas las veces que sea necesario”, pero “para hablar sobre los números que tenemos, que son la realidad”.

“Se hace imposible hoy que el presupuesto provincial soporte un aumento de cualquier característica”, insistió Peralta, al tiempo que consideró que “hay que esperar”, dado que “la situación internacional es muy grave, gravísima, toca al país y a nosotros nos está tocando y muy duramente”.

Por último, Peralta pidió que “haya una mirada de entendimiento” frente a “una patronal que en este caso es el Estado y no una empresa de producción que vende más o menos y gana más o menos”. “Todo lo que ingresa se va y el 90 por ciento es salarios”, concluyó.

Comentá la nota