El Gobierno negocia el apoyo de la UCR y los socialistas en el Congreso

Los radicales quieren hablar sobre el cupo opositor en la comisión bicameral.Por: Alejandra Gallo
El Gobierno y el radicalismo negocian la aprobación en el Congreso del traspaso de las jubilaciones al Estado. Otro tanto ocurre con los socialistas. El mediador es el jefe de Gabinete, Sergio Massa, quien ayer recibió una carta por parte de la cúpula radical (Gerardo Morales, Oscar Aguad y Ernesto Sanz) quienes le manifestaron que "compartimos en principio la necesidad de una reforma estructural sobre el modelo de capitalización". En la misma carta le solicitan una entrevista a Massa. Y consideran el momento "una inmejorable oportunidad" para debatir el sistema, porque ponen el acento en que "nos preocupa la administración de recursos del sistema".

Morales y Aguad explicaron a Clarín que esa carta surgió como respuesta a una negativa de la UCR. "Massa nos invitó a estar en el acto de hoy (por ayer)", dijeron los radicales. Fuentes de la oposición aseguran que con la actual cotización de los precios internacionales de los cereales, el Gobierno perderá de recaudar (por la soja) unos 13.000 millones de pesos, pero que al traspasar la caja previsional, recibirá 15.000 millones de pesos.

Ahora negociarían las condiciones del apoyo radical al proyecto del Gobierno. Aunque Aguad le dijo a este diario que "con superpoderes este proyecto es invotable", ambos sectores negociarían el cupo de participación que tendría la oposición en la comisión bicameral de Seguimiento de las jubilaciones. Una iniciativa que es parte del proyecto de ley que el Gobierno habría enviado anoche a última hora a la Cámara de Diputados.

Allí, el kirchnerismo confiaba ayer en votar la iniciativa sin sobresaltos antes de fin de año y en ambas cámaras. Sin embargo, ayer hubo objeciones por parte de algunos peronistas díscolos.

"Empezamos con el tratamiento parlamentario el martes próximo y las comisiones de Previsión y Presupuesto trabajarán juntas" dijo el titular de la bancada oficialista, Agustín Rossi. En las filas K ya habrían sumado a sus aliados tradicionales y al socialismo.

Fuentes del PS parlamentario dejaron en claro que ese bloque "nunca estuvo de acuerdo con el sistema de AFJP". Claudio Lozano (Proyecto Sur), "celebró que el Gobierno ponga la mirada en esta dirección". Eduardo Macaluse, el titular de los ex ARI (hoy SI), señaló que "conceptualmente estamos de acuerdo en que haya un sistema de reparto y no uno privado".

En la oposición, el PRO y la Coalición Cívica ya adelantaron que votarán en contra. "Es una trampa a la oposición; no se puede votar la legitimación del saqueo", disparó Elisa Carrió (CC). El titular del PRO, Federico Pinedo, aseguró que "la propuesta de eliminación de las AFJP es una maniobra de los Kirchner para quedarse con el dinero de los futuros jubilados".

Comentá la nota