El Gobierno manda a la SEC la oferta de canje y pedido para emitir más deuda

 El Gobierno manda a la SEC la oferta de canje y pedido para emitir más deuda
Sería enviada la semana próxima. Así lo permite un decreto publicado ayer, que autoriza a Economía a pedir ampliar el programa de deuda y colocar hasta u$s 15.000 millones
Con la promulgación de la norma que deroga la Ley Cerrojo y la publicación del decreto que habilita al Ministerio de Economía a registrar ante la Securities Exchange Commission (SEC) un programa de emisión de deuda, el Gobierno cumplió con todos los pasos formales para presentar la oferta de reapertura del canje y, en aproximadamente un mes, realizar el anuncio ante los acreedores.

Los papeles con los detalles técnicos de la propuesta serán enviados a la SEC la próxima semana, dijeron fuentes del Palacio de Hacienda.

El decreto 1953, que en la cartera que dirige Amado Boudou esperaban para poder continuar con la operatoria del canje, autoriza a Economía a iniciar un trámite administrativo ante la comisión de valores norteamericana para ampliar un programa de deuda y emitir, en valor nominal, hasta u$s 15.000 millones.

Este monto incluye los nuevos bonos que el Gobierno emitirá en los Estados Unidos a cambio de los títulos en default, pero también contempla futuras emisiones para obtener financiamiento. "La idea es usar este programa para el canje, entre otras operaciones; pero habilita a que si se quiere emitir deuda, ya existe un marco que lo permite y no hay que empezar de cero con la SEC ante la colocación que se pretenda realizar", explicaron fuentes del ministerio.

Salir a los mercados internacionales de deuda es uno de los principales objetivos oficiales, frentea un resultado fiscal cada vez más deteriorado, en particular, en algunas provincias, que exigen un rescate urgente. Pero una de las condiciones para conseguir financiamiento a tasas menores al 15% es avanzar con el canje y, en segundo lugar, permitir al FMI realizar la auditoría de las cuentas públicas nacionales.

Este trámite también posibilitará que la comisión de valores realice sus aclaraciones y comentarios pertinentes respecto del formulario 18 K, que ya fue enviado por el Gobierno y que describe la situación económica de la Argentina de los últimos años.

El equipo de la Secretaría de Finanzas también está iniciando los trámites en los organismos regulatorios de Europa y Japón, aunque en estos casos se presentará la propuesta directamente. Estos mercados no exigen, como el norteamericano, autorizaciones para emitir deuda.

Aunque todavía el Gobierno no oficializó la oferta, trascendieron algunos detalles, como por ejemplo, que será más beneficiosa en términos de valor presente que la ofrecida en 2005. Rondaría, de acuerdo con el mercado y fuentes oficiales, los u$s 50, y ese precio contemplaría el reconocimiento de los intereses vencidos y el ofrecimiento de los cupones PBI por el crecimiento de los últimos tres años. Economía, sin embargo, insiste en recalcar que en términos nominales y del costo que implicará para el país, la oferta será igual.

El bono a emitir será un Discount y, además, el gobierno colocará en los bancos organizadores de la operatoria –Barclays, Deutsche y Citi– otro título a cambio de u$s 1.000 millones que recibirá cash para cubrir sus necesidades de financiamiento.

Los bonos en cesación de pagos suman u$s 20.000 millones más u$s 7.000 millones de intereses caídos. La quita superaría el 50% y se espera una adhesión casi total. En principio, el Gobierno se daría por satisfecho con una aceptación del 50%, que ya está garantizada con los papeles que los bancos aseguran ingresar a la operación. La nueva emisión oscilaría, entonces, entre los u$s 9.000 y los u$s 10.000 millones.

Junto con este decreto, fue publicada ayer la promulgación de la ley 26.547, que suspendió la Ley Cerrojo –que impedía la reapertura del canje– hasta fin de 2010. También quedó oficializado, mediante la resolución 267, el acuerdo alcanzado con los bancos para avanzar en la definición de la oferta.

Comentá la nota