En el Gobierno dicen que no recibieron más denuncias

"No hemos recibido nuevas denuncias", manifestó ayer la ministra de Desarrollo Social de la provincia, Beatriz Mirkin, cuando se la consultó acerca del caso de Verónica Pedernera. Como se recordará, la cooperativista se presentó ante la Policía y declaró que le habían quitado su tarjeta de débito. Luego, tras una serie de allanamientos, fueron detenidos la puntera Amelia Herrera y los hermanos Manuel y Guillermo Quiroga.
"Le sugerimos (a Pedernera) que haga la denuncia y fue lo que ella hizo. Lo que nos planteó es que no quería tener problemas. Estamos trabajando con todas las cooperativas en la capacitación para que ni ella, ni nadie, tenga dificultades. La cooperativa no tiene dueños: todos son miembros. Cada cooperativa tiene autoridades, que están siendo parte de la capacitación", describió. Según Mirkin, si llegase a haber inconvenientes para que alguien integre una cooperativa específica, se realizarán los trámites ante el Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (Inaes) y ante el Instituto Provincial de Acción Cooperativa y Mutual (Ipacym) para realizar las correspondientes modificaciones. "Las cooperativas están vinculadas y lo determinantes no es el lugar donde vive el beneficiario sino el lugar donde debe desempeñar la tarea", explicó.

Comentá la nota