Gobierno dice que giró 11 millones pero el Municipio espera que se restablezca el goteo diario

Según el Tesorero del Ejecutivo ese es el monto que se giró a Río Grande en los últimos veinte días. Reconocen atrasos en la remisión de fondos, pero aseguran que existe voluntad de pago. En tanto, desde el Municipio aseguraron no haber recibido fondos adeudados de mayo y piden que se implemente el goteo diario. «El Gobierno provincial se había comprometido públicamente a hacerlo», recordaron.
RIO GRANDE.- Mientras el Gobierno asegura haber girado al Municipio un monto cercano a los 11 millones de pesos en los últimos veinte días, funcionarios del área económica de la gestión Martín desconocieron esta cifra y reclamaron, además, por el restablecimiento del sistema de goteo diario, señalando que esto fue un compromiso asumido por la gobernadora Fabiana Ríos.

El tesorero General de Gobierno, Cristian Ruiz, informó que entre el 15 de mayo y el pasado miércoles, el Ejecutivo provincial giró al Municipio de Río Grande una suma cercana a los 11 millones de pesos en concepto de coparticipación y si bien reconoció que quedan saldos pendientes, «la intención de pago existe» aseguró.

El funcionario explicó que «atravesamos dificultades de flujo financiero porque la situación no es muy buena», pero no obstante «se está dando prioridad a los Municipios para no ahogarlos».

Ruiz insistió en que hay voluntad del Ejecutivo de buscar algún tipo de alternativa respecto a los saldos adeudados, «aunque estamos trabajando para cumplir, en principio, con el goteo diario», señaló.

Recordó, asimismo, que el atraso en el goteo diario de la coparticipación «se viene arrastrando a partir de las medidas de fuerza que llevó adelante el personal de Economía», pero remarcó que «desde el 15 de mayo a la fecha se hicieron depósitos por un total de 11 millones de pesos, incluyendo los fondos de la ley solidaria de la soja».

Ruiz estimó que «en los próximos días se regularizará la situación» y aclaró que el atraso de siete días hábiles en la liquidación, «no es porque no lo queremos girar, si no que es lo que demora el procedimiento administrativo».

En este sentido, el Tesorero refirió que «dichos saldos corresponden a los últimos días de mayo, un mes en el que se recauda impuestos anuales en concepto de ganancias e IVA, entre otros, por lo tanto la masa coparticipable se incrementa notablemente respecto a otros períodos».

Respecto al reclamo del Municipio de 26 millones de pesos en concepto de deuda histórica, Ruiz sostuvo que «en este momento no tengo elementos válidos para ratificar o no ese monto», recalcando que dichas acreencias serán analizadas a la brevedad «porque la intención es comenzar a resolver la situación con el Municipio», concluyó.

Goteo diario

Por su parte, el secretario de Finanzas del Municipio, Paulino Rossi, recordó ayer que «uno de los principales reclamos era volver al sistema de goteo a través del Banco (Tierra del Fuego); y el Gobierno provincial se había comprometido públicamente a hacerlo.

«Cuando vimos la resolución firmada por el ministro de Economía, Roberto Crocianelli, nos encontramos con la sorpresa de que sólo iba a implementarse por el 50 por ciento de los fondos a partir del 1º de junio, y al día de la fecha no tenemos ninguna novedad de por qué no se implementó», lamentó.

En contraposición a lo manifestado por el Tesorero General del Ejecutivo provincial, Rossi reveló que «no solamente no se remesó lo que faltaba del mes de mayo, sino que ni siquiera sobre el mes de junio este 50 por ciento prometido se está enviando al Municipio». Según el funcionario, esta falta de cumplimiento está afectando «seriamente» el funcionamiento del Municipio, al punto que han tenido que resignar obras y servicios e incluso hasta en la plantilla de sueldos hubo complicaciones.

«El Municipio está muy complicado; se han pagado los sueldos con los últimos recursos que teníamos; no tenemos margen para funcionar ni siquiera en lo más mínimo, estamos viendo la manera de que, lo poco que entra a través de la Dirección Municipal de Rentas, podemos gestionar el pago de los servicios más esenciales; pero la situación es muy difícil porque esta solución a medias, que era el sistema de goteo del 50 por ciento a través del BTF, tampoco se cristalizó», insistió.

Consultado si han tenido alguna información sobre la implementación del sistema, Rossi aseguró que «ni siquiera nos comunicaron por qué no lo han implementado».

Por este motivo hoy, el director General de Finanzas, Federico Zapata, tiene previsto un encuentro con funcionarios de Contaduría de la provincia «para tratar de conciliar la deuda, de la cual en su gran parte está conciliada hasta diciembre de 2008».

«Ya están establecidos los definitivos de coparticipación firmados por la Gobernadora, por lo cual tendremos la información de estos últimos meses porque, producto del paro que hubo en el Ministerio de Economía, se complicó hasta el acceso a la información y queremos tener por lo menos bien cuantificada la deuda», detalló.

Zapata expresó que desde el Municipio esperan «que se empiecen a girar en tiempo y forma las remesas de coparticipación para que esta deuda no siga creciendo constantemente».

39 millones

Respecto a la deuda histórica que acumula el Gobierno, Zapata explicó que «el reclamo se viene realizando desde hace bastante tiempo; tenemos un poco de demora en lo que hace a la remisión de fondos por coparticipación nacional y provincial», recordando que durante 2008 se realizaron reclamos administrativos y «también se enviaron cartas documento».

«Los definitivos que el Gobierno provincial saca por decreto varían mucho de los definitivos que nosotros calculamos en base a la información que ellos mismos sacan en la página web de la Dirección General de Rentas», enfatizó.

Reveló que los cálculos municipales arrojan una cifra «generalmente mayor» en lo que hace a la recaudación provincial, «que es mayor a lo que ellos alegan que se recaudó; y así mismo nosotros pudimos acceder a la información de la página del Gobierno en lo que son ingresos provinciales y también pudimos comprobar ahí que, con respecto a nuestra información, es superior a lo que informan sobre los definitivos y en algunos meses quedaron saldos de coparticipación». Todo esto hace que la deuda reclamada alcance los 39 millones de pesos.

En relación a las aseveraciones que ponen en debate si existe o no retención de fondos por parte de la administración provincial, el funcionario indicó que «tenemos acceso en lo que es Ministerio de Economía referido a la liquidación diaria de coparticipación federal de impuestos, y podemos ver que desde que ingresan los fondos a la provincia y luego son remitidos al Municipio se genera un lapso bastante importante, lo que a nosotros nos dificulta en pagar los sueldos en tiempo y forma, es decir se genera un atraso que nos perjudica incluso para atender a los proveedores», finalizó.

Comentá la nota