El Gobierno cuestionó a candidatos opositores Aníbal Fernández rebatió las críticas

Mientras la Justicia se apresta a definir si prohíbe o convalida las candidaturas testimoniales, el Gobierno volvió a defender ayer las postulaciones que presentará en las elecciones del 28 de junio.
El ministro de Justicia, Aníbal Fernández, sostuvo que no había ningún tipo de impedimento legal para las candidaturas del oficialismo y criticó a Laura Alonso, candidata a diputada nacional por Pro, y a Marta Velarde, postulante del Acuerdo Cívico y Social.

Fernández recordó que Alonso "era la titular de Poder Ciudadano", una entidad que prohíbe a sus integrantes ocupar cargos públicos o partidarios, y "trabajó a espaldas del propio código de ética de esa institución" al vincularse al macrismo, según las declaraciones que reprodujo la agencia DyN.

El ministro también dijo a radio La Red que Velarde, cuarta candidata del Acuerdo Cívico, "vive efectivamente en Santiago del Estero y hoy está cobrando desarraigo" por residir en la ciudad de Buenos Aires.

Fernández indicó que el ex ministro y segundo candidato por la Capital "Ricardo Gil Lavedra fue uno de los que presentó la impugnación" contra las postulaciones del ex presidente Néstor Kirchner y el gobernador bonaerense Daniel Scioli, para las que, insistió, "no hay ningún tipo de impedimento".

"¿De qué dice asustarse el doctor Gil Lavedra? La lista que él integra está compuesta en primer lugar por Alfonso Prat-Gay, en segundo por él, el tercero por la doctora Carrió [Elisa] y cuarto por la doctora Marta Velarde, que cambió su domicilio el 15 de julio de 2008", explicó.

El funcionario remarcó que Velarde "tiene su estudio jurídico en Santiago del Estero y vive efectivamente en Santiago del Estero".

Respecto de la macrista Alonso, ex titular de Poder Ciudadano, sostuvo que los miembros de esa entidad "tienen la responsabilidad de cumplir y hacer cumplir normas: que ningún miembro se desempeñe en cargos públicos ni partidarios ni se presente para cargos electivos".

El ministro agregó: "No me van a decir que ella [por Alonso] se enteró en el mismo día que renunció que iba a ser candidata. Trabajó a espaldas de su propio código de ética de esa institución, que debería llamarse «Proder Ciudadano». Me gustaría que lo contara al público cuánto hace que milita en Pro".

Fernández se preguntó si Alonso "¿cobraba por Pro para hacer las cosas que hacía? Porque esta persona es la que denunciaba a la Argentina, a los argentinos, de corruptos y nos pone en la situación que nos pone por ser representante de Transparency International".

Por otra parte, volvió a llamar "traidor" al candidato a diputado de Unión-Pro y ex gobernador bonaerense Felipe Solá. "Por un carguito es capaz de traicionar a la madre. No me voy a cansar de decirle que es un traidor", agregó.

Comentá la nota