Gobierno contra Vila-Manzano: ya declaró Pereyra por pedido de Daniel Vila

Daniel Pereyra era uno de los testigos propuestos por Vila, quien denunció que el secretario General de la Gobernación le quiso cobrar una suerte de coima para beneficiar al Multimedios Uno y a Edemsa con decisiones gubernamentales. Vila había propuesto a Pereyra como testigo la semana pasada.
El presidente del Instituto de Juegos y Casinos, Daniel Pereyra, fue el funcionario del gobierno de Celso Jaque elegido por Daniel Vila para atestiguar en contra del secretario General de la Gobernación, Alejandro Cazabán. La presencia de Pereyra en la Fiscalía de Delitos Complejos tuvo que ver con la presentación hecha por el empresario cuando denunció que en el cuarto piso de Casa de Gobierno le solicitaron dinero a cambio de ser beneficiado con decisiones y decretos del Poder Ejecutivo.

A pesar de ser parte de la gestión Jaque, y de haberse convertido en algún momento en un personaje de peso –fue quien llevó a Carlos López Puelles a la DGE-, Pereyra resolvió ser fiel a sus jefes naturales: Daniel Vila y José Luis Manzano. Luego de haber sido citado por el fiscal Daniel Carniello, el titular del Casino asistió a declarar para comenzar a darle forma a la estrategia ofensiva de los dueños del Grupo Uno y principales accionistas de Edemsa.

La decisión de citar a Pereyra apareció luego de que Eduardo Carbini se presentara voluntariamente en el despacho de Carniello. Se trata de un hombre ligado directamente con el multimedio, que tuvo a cargo una misión clave en este enfrentamiento: motorizar la acción judicial impulsada por Vila.

Una vez que Carbini declaró, a Carniello no le quedó más chance que seguir con la instrucción de la causa y comenzar a mover el expediente. En ese contexto fue citado Pereyra, cuyo nombre había sido propuesto por Daniel Vila, ya que lo considera un testigo clave de la presión que, según el propietario del diario Uno y Radio Nihuil sufrió por parte de Cazabán.

Por el momento, en el gobierno decidieron ser cautos. No tomarán ninguna medida de represalia ni contra Pereyra ni contra los funcionarios que tiene más compromisos con Vila-Manzano que con el cargo que desempeñan. Uno de ellos es Horacio Miguel, también miembro del directorio del Casino de Mendoza.

Según explicaron quienes mueven las fichas en el Ejecutivo, estas son horas de estudio pleno. Antes de dar el segundo paso –el primero fue acusar abiertamente a Vila y a Manzano de extorsión-, quieren definir con quiénes sí podrán contar. Para eso, siguen día a día toda la información que muestran los medios de comunicación; especialmente, los de Vila.

"La idea es debilitar al PJ. Por eso están tratando de coquetear con algunos y dedicarles favores a modo de nota periodística", señaló una fuente justicialista. "Queremos ver con quiénes realmente vamos a contar y quién prefiere salvarse solo", completó.

Es más que obvio que con Pereyra no podrán contar. O al menos no es una persona de confianza si los contrincantes políticos y económicos del gobierno son Daniel Vila y José Luis Manzano. Con su presencia en Delitos Complejos, Pereyra dejó muy en claro para quién jugará este partido.

Link permanente: http://www.mdzol

Comentá la nota