El Gobierno avanza con el nuevo COMFER, a pesar de las objeciones

Designó a cinco directores para el organismo que aplica la ley de medios.
Así como el Gobierno no tuvo pruritos en conformar la Comisión Bicameral del Audiovisual, un día antes que cambiara la composición del Congreso, ahora se apresta a designar a cuatro dirigentes kirchneristas como directores de la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (AFSCA), a fin de que el organismo inicie sus actividades en reemplazo del COMFER. Y dentro de unos diez días designaría al quinto director, de los siete que conformarán la cúpula de la AFSCA.

Es que no saldrán ahora los tres candidatos que debe proponer el Congreso, ya que al oficialista Claudio Schiffer se lo va a someter a un período de cinco días de impugnaciones y todavía resta definir quiénes serán los dos directores propuestos por la oposición, que se elegirían la semana próxima.

Pese a las impugnaciones por escrito que hicieron nueve legisladores radicales y de la Coalición Cívica, así como diversas organizaciones sociales, el Gobierno consideró que no hay elementos suficientes para retirar las candidaturas de Jorge Capitanich, Gabriel Mariotto, Eduardo Seminara y Manuel Baladrón al frente de la Autoridad Federal. Por lo tanto, ya está a la firma de la presidenta Cristina Kirchner la designación de ellos cuatro como directores del nuevo COMFER; aunque podría peligrar la designación de Capitanich, por el peso de las impugnaciones.

El director del Colegio de Abogados de la Ciudad de Buenos Aires, Enrique del Carril, señaló que están analizando si se abre la posibilidad de iniciar reclamos administrativos o judiciales por el rechazo a las impugnaciones realizadas. "Le asignamos mucha gravedad a este asunto, porque consideramos que está clara la intención del Gobierno de usar esta ley como una herramienta para amordazar a la prensa", dijo Del Carril.

Es que fueron numerosas las impugnaciones presentadas contra Capitanich y Mariotto, así como los cuestionamientos a la forma en que se eligió a Seminara, Baladrón y Schiffer.

Capitanich concentró la mayor cantidad de impugnaciones por escrito, en el proceso que se dio para evaluar las condiciones de los directores propuestos para asumir en la flamante AFSCA. Al gobernador lo impugnaron nueve legisladores de la Coalición Cívica y la UCR; la ADC, el Colegio de Abogados y el Centro para la Integración y Desarrollo Institucional.

Según el escrito que presentó Alvaro Herrero, director ejecutivo de la Asociación por los Derechos Civiles (ADC), como Capitanich es gobernador de Chaco, "existe una clara incompatibilidad funcional, en la medida que desempeñaría dos puestos en la administración pública de dedicación completa, además de una evidente incongruencia geográfica", en cuanto debe estar en Resistencia y en Buenos Aires. Respecto al requisito que plantea la nueva ley, para que los directores tengan alta calificación en comunicación social, Herrero sostuvo que Capitanich no posee "afinidad alguna" con esa cuestión.

Del Carril coincidió con la impugnación a Capitanich, pero también cuestionó las cualidades de Mariotto, quien es investigado por la Justicia por haber vendido una radio suya mientras era funcionario. Por eso, fue impugnado por el Colegio de Abogados y por el Centro para el Desarrollo Federal.

Baladrón y Schifer formaron parte del triste espectáculo que dio el miércoles la Comisión Bicameral.

Seminara no tuvo impugnaciones por escrito, pero su elección fue cuestionada por los mismos sectores a los que dice representar. Los académicos Guillermo Mastrini, Martín Becerra y Lucrecia Reta, entre otros, denunciaron que las carreras de Comunicación no fueron consultadas para su designación.

Comentá la nota