El gobierno admite caída de reservas y producción

Las cifras habían sido negadas por funcionarios provinciales. Ahora, a través de un informe de gestión, confirmó los datos que éste diario había revelado.

El gobierno neuquino reconoció finalmente la fuerte caída sufrida en el 2008 en las reservas de gas y petróleo en la provincia, como así también la retracción en la producción de hidrocarburos.

Lo hizo a través de un documento en el que resume las acciones realizadas por todos los sectores de la administración provincial y que el gobernador Jorge Sapag puso a disposición de los ciudadanos al inaugurar el 38º período de sesiones legislativas.

Según el documento, conformado por 317 páginas, “la producción de petróleo se ubicó en 9,1 millones de metros cúbicos (m3), representando una caída respecto al año 2007 del 5 por ciento”.

En cuanto al gas, el documento señala que la producción se ubicó en los 24.300 millones de metros cúbicos, representando una caída respecto al año 2007 del 4,3 por ciento.

Estas cifras difieren con los datos más benignos dados a conocer por la Secretaría de Energía de la Nación, los cuales precisan que en Neuquén se extrajeron durante el 2008 unos 25.753,44 millones de m3, con un retroceso del 2,7 por ciento en comparación a los 26.470,25 millones de m3 del 2007.

En cuanto a la cantidad de hidrocarburos que aún quedan en los yacimientos neuquinos en condiciones de ser explotados, el documento indica que las reservas comprobadas de petróleo se ubican en 63 millones de m3, representando una caída del 1% respecto al año anterior, mientras que las comprobadas de gas del orden de los 175.000 millones de m3 experimentaron una disminución del 5%.

Manteniendo los actuales niveles de producción, el horizonte de las reservas de crudo se extiende apenas a 6,6 años al igual que para el gas.

Estos datos, publicados por este diario el 26 de noviembre del año pasado, fueron sistemáticamente desmentidos por los funcionarios provinciales del área de recursos naturales.

Si a las reservas comprobadas de petróleo y gas, se le adiciona el 50% de las reservas probables, garantizan un horizonte de producción superior a los 8 años, siendo este un valor mínimo y dinámico.

Comentá la nota