El Gobernador vetó una ley y otorgó un comodato por decreto

Mediante el decreto Nº 2386 el gobernador Juan Manuel Urtubey observó en "forma total" el proyecto de ley sancionado por las cámaras legislativas que otorgaba en comodato un inmueble a favor de la Cooperadora Hospital Materno Infantil para construir la "Casa del Niño", cerca del ala pediátrica del Nuevo Hospital El Milagro, donde será trasladado el centro sanitario pediátrico.
A la vez, el viernes se publicó en el Boletín Oficial el decreto Nº 2400, por el que finalmente se otorga en comodato el terreno indicado en el proyecto de ley mencionado. Este es el segundo caso en el que el gobernador apela a los argumentos de la "división de poderes" y las potestades que corresponden al Ejecutivo para vetar los proyectos de ley aprobados en la Legislatura que impulsan el otorgamiento de comodatos.

Al vetar el proyecto de ley aprobado por las Cámara del Senado y Diputados, Urtubey sostuvo que "el otorgamiento de comodatos sobre bienes raíces de la provincia, en la medida en que implica el ejercicio de facultades propias de administración se encuentra dentro de la esfera de competencia del Poder Ejecutivo". En el marco de la división de poderes amparada por la Constitución Provincial, indicó que se ha dotado de "una zona de reserva a cada poder compuesta por competencias propias y exclusivas de cada uno de ellos".

Ya en el decreto 2400, el gobernador decidió ceder en comodato el inmueble solicitado por la Cooperadora del Hospital, estableciendo en 20 años el tiempo de concesión. El lapso que disponía el proyecto de ley vetado era de 25 años.

La "Casa del Niño" brinda hospedaje, contención, orientación, asistencia y recreación a chicos que padecen patologías de alta complejidad que necesitan de control ambulatorio en el Hospital, pero cuya situación se complica por provenir de familias de escasos recursos que viven en el Interior. El comodato (impulsado desde la Legislatura), es la primera colaboración que recibirá la institución por parte del Estado Provincial, dado que hasta ahora se mantiene gracias al aporte de entidades privadas y particulares.

En el decreto se condiciona a las autoridades de la Cooperadora a iniciar la construcción dentro "de los tres primeros años de vigencia del comodato", para culminarlo "en los 6 (años) posteriores".

Comentá la nota