Gobernador pide al país "que mire a Santa Cruz de manera más solidaria"

El gobernador Daniel Peralta, al presidir ayer al mediodía los actos por el 67 aniversario de la ciudad de Río Turbio, dijo que, para el año 2010, espera "poder llevar a los hogares santacruceños todas la respuestas que nos faltaron en 2009".
El gobernador Peralta, en el aniversario de la ciudad de Río Turbio, recordó que la usina a construirse formará parte de la "ecuación energética nacional".

Caleta Olivia (agencia)

En el discurso que emitió antes del desfile cívico militar, el gobernador Daniel Peralta dedicó también varios párrafos a contestar las declaraciones del gobernador de Santa Fe, Hermes Binner, sobre la situación de Santa Cruz en el contexto nacional, aunque prefirió no nombrarlo.

"Con mucha tristeza leía un diario de circulación nacional hablar a un gobernador de otro lugar del país, no vale la pena mencionar el nombre y el apellido, que se quejaba de que Santa Cruz parecía ser un mini-municipio de Rosario, y que tenía muchas más cosas que los santafesinos tienen", explicó el mandatario santacruceño.

"Quiero recordarle a ese gobernador que el combustible con el que se mueven las máquinas del trigo y la soja en Santa Fe", se consigue "con el esfuerzo de los trabajadores de Santa Cruz", le contestó Peralta.

También le aconsejó a su par que "no hay que mirar cómo involucionamos sino cómo crecemos", y le dijo que "no tenemos ningún problema en compartir nuestras riquezas", así como tampoco lo tendrá para "compartir el esfuerzo de nuestros mineros cuando pongamos al carbón en la ecuación energética nacional".

"NECESIDADES HISTORICAS"

Después manifestó que "le pedimos al país que mire a Santa Cruz con una visión más solidaria, somos menos de un habitante por kilometro cuadrado, tenemos muchas necesidades históricas acá", y reiteró que "lo único que pedimos es una mirada solidaria, que nos ayude a salir de este escenario de olvido y de tristeza".

El titular del Ejecutivo santacruceño estuvo acompañado en la ceremonia por el intendente, Claudio Adolfo; el obispo Juan Carlos Romanín, miembros del gabinete provincial, legisladores de la zona y autoridades de ciudades vecinas de Chile como Puerto Natales, que está a solo 15 kilómetros.

Con todos ellos se dirigió luego del desfile cívico-militar en la avenida principal de la ciudad, hacia los sitios donde se están erigiendo diversas obras públicas.

Por ejemplo, se anunció la pronta inauguración de la reconstrucción de los pabellones donde habitarán los futuros operarios que construyan la Mega Usina. "El 4 de enero estarán listos los primeros para albergar a 300 personas, y darle de comer a 900 personas", expuso el jefe comunal Adolfo.

También se colocó la "piedra basal" de la futura Terminal de Omnibus. Asimismo, la comitiva gubernamental recorrió otras construcciones como las de viviendas, lo que será el Centro Integrador Comunitario, y la planta de tratamiento de líquidos cloacales.

Peralta, que fue interventor de Yacimientos Carboníferos de Río Turbio antes de llegar a la gobernación, evocó la tragedia sucedida en 2004 cuando se derrumbó la mina y murieron varios obreros. "A partir de ese recuerdo, hay que apoyarnos en la fe de los mineros", enunció, apelando al futuro "de los niños" que es "la construcción de la Mega Usina a Carbón, frente a la localidad de Julia Dufour", a la que calificó como "la consolidación de muchas décadas de lucha" de la gente de la cuenca carbonífera.

Comentá la nota