El Gobernador se opone a suspender la Ley de Responsabilidad Fiscal

El gobernador Juan Manuel Urtubey se expresó en contra del proyecto del gobierno nacional de suspender la aplicación temporalmente o modificar algunos artículos de la Ley de Responsabilidad Fiscal para aliviar la situación de crisis de algunas provincias. Así lo manifestó a Nuevo Diario en el marco de la inauguración de la peatonalización de la calle Caseros.
El mandatario salteño aseguró que "no estoy de acuerdo en que se suspenda la ley porque es el clásico recurso argentino de ir hacia las consecuencias, y no a las causas" de los problemas, y consideró que, en todo caso, deben discutirse "las causas que hacen que haya problemas fiscales en las provincias, sino en definitiva entramos en un círculo vicioso en el cual no podemos salir".

Según trascendió, el oficialismo tiene intenciones de suspender la aplicación de los artículos 10, 12, 15 y 21 de la ley nacional 25.917, que prohíben que el gasto primario supere al crecimiento del producto bruto, contraer deuda para gastos corrientes (para pagar salarios, por ejemplo), aumentar los gastos corrientes en detrimento de los de capital, y que los fondos destinados a los servicios de la deuda no supere el 15% de los recursos del ejercicio, respectivamente.

Si bien los gastos la provincia de Salta está lejos de superar el límite del 15% de sus recursos que se puede destinar a los servicios de la deuda, sí podría verse obligada a aumentar los gastos corrientes en detrimento de los de capital, dado que debe afrontar el incremento de de salarios y ya tomó la decisión de suspender la convocatoria a licitación de la construcción del hospital de Joaquín V. González y de la ampliación de la Ciudad Judicial capitalina, con el fin de cerrar el año con equilibrio fiscal. De hecho, la ejecución presupuestaria al 30 de junio de la primera mitad de este año muestra que el gobierno ya ejecutó el 52% del presupuesto destinado a personal, y sólo el 40% de las partidas cuyo destino es la obra pública.

No obstante, el gobernador se expresó en contra de transferir gastos de capital a gastos corrientes. "Obviamente es más fácil hablar desde la provincia de Salta en donde pagamos los sueldos a fin de mes. Hay provincias en donde o pagan los sueldos o pagan jeringas en el hospital o hacen obras", señaló.

Comentá la nota