El gobernador Barrionuevo En oportuno llamado a la reflexión

El titular del Poder Ejecutivo jujeño, Walter Basilio Barrionuevo, expuso las complejidades que encierra la situación financiera de la provincia y llamó a la dirigencia gremial a reconsiderar las medidas de fuerza planteadas desde la semana pasada, en reclamo por el otorgamiento de un aguinaldo extra y la equiparación de las asignaciones familiares con las percibidas por los empleados de Nación
Las reflexiones del Primer Mandatario fueron vertidas en conferencia de prensa realizada ayer cerca del mediodía, en compañía del vicegobernador de la Provincia, Pedro Segura de todos los miembros del Gabinete de Ministros y de autoridades legislativas que responden al oficialismo.

Recordó que en todos los conflictos de índole salarial que se suscitaron con los empleados públicos durante los últimos dos años, se dio respuesta positiva. "Pero en esta ocasión, no existe forma de satisfacer el requerimiento así como está planteado, esto no significa que las gestiones se terminan en este punto, ya que la búsqueda de recursos por parte de las autoridades provinciales continuará", aclaró.

En cuanto a las posibilidades financieras de la provincia, Barrionuevo señaló la "gran incidencia" que tiene el gasto en salarios del personal en el presupuesto provincial (más del 70%), "porcentaje tan alto que no se compara con ninguna provincia argentina ni con el Estado nacional", acotó.

Mientras se desarrollaba la conferencia de prensa, grupos de manifestantes comenzaban a ocupar las inmediaciones de los puentes de nuestra ciudad con intenciones de proceder al corte de los mismos, medida que para alivio de la comunidad toda no se materializó.

Por otra parte, destacó que la provincia se encuentra al día con las obligaciones salariales legales, recordando que hoy comienza a pagarse la segunda mitad del aguinaldo, el sueldo de noviembre ya fue cancelado íntegramente y está previsto el pago de los haberes de diciembre para el 10 de enero. "En este marco, la medida de fuerza así planteada, con un requerimiento que no comprende una obligación legal del Estado, nos parece desproporcionada, porque no estamos en situación de incumplimiento", opinó.

"Es por eso que pedimos la reconsideración de la situación y que todos seamos conscientes de las limitaciones del tesoro provincial, porque el dinero es de todos los jujeños, no de los funcionarios que están ocasionalmente a cargo de alguna responsabilidad", prosiguió el Gobernador, quien destacó demás que el diálogo con los gremios es permanente.

PRESUPUESTO 2010

Respecto a la posibilidad de que finalice el año sin que se haya aprobado el presupuesto para 2010, el Mandatario explicó que esta situación está contemplada por la Constitución Provincial y, que en caso de producirse, automáticamente continuaría en vigencia el presupuesto del ejercicio 2009.

El vicegobernador Segura, manifestó que la intención del cuerpo legislativo es "sesionar cuanto antes" para dar tratamiento al proyecto de presupuesto 2010. "Esto se hará en tanto se levante la toma del edificio de la Legislatura por parte de los dirigentes gremiales", añadió.

Comentá la nota