El gobernador anunció dos importantes obras

Se trata del inicio de la construcción del Acueducto del Oeste, con una inversión de 188 millones de pesos, y del proyecto de la cloaca máxima en la capital, que ampliará el servicio a veinte barrios.
Se trata de la construcción del Acueducto del Oeste, obra hídrica que permitirá el acceso al agua, a más de 12 mil habitantes del Oeste provincial. Ello, a partir de la firma del contrato que ayer realizó el gobernador Gerardo Zamora para iniciar la construcción en breve.

La otra importante noticia que dio a conocer el mandatario fue la presentación del proyecto de la cloaca máxima para la capital, que permitirá 12.500 nuevas conexiones domiciliarias y que sumará 20 barrios al sistema, más una planta de tratamiento de los efluentes.

Reveló que el proyecto se encuentra en etapa previa a licitación, en la Unidad Ejecutora del Programa de Coordinación y Proyectos con Financiación Externa de la Nación que dirige Pablo Abal Medina.

El acto se realizó por la tarde en el Salón de Acuerdos de la Casa de Gobierno. Zamora estuvo acompañado por el jefe de Gabinete, Elías Suárez, ministros, secretarios, diputados provinciales, por el intendente capitalino Hugo Infante, miembros del Consejo de Asesores de Gabinete y autoridades de las localidades beneficiadas del interior.

El contrato por la obra del acueducto fue rubricado por el secretario del Agua, Abel Tévez, y Carlos Enrique Warner, representante de la UTE ganadora conformada por Esuco SA y Mijovi SRL. El documento fue ratificado con la firma del gobernador.

"Para nosotros hoy es un día muy importante, estamos cumpliendo con un viejo anhelo. Firmando este contrato estamos culminando todos los pasos previos en lo que fuera la vieja idea del Canal del Oeste", destacó Zamora.

El acueducto transportará el líquido desde el embalse de Río Hondo hasta la localidad de Laprida en Choya, tendrá dos ramales (ver infografía) y capacidad para llevar agua con doble propósito (consumo humano y para ganadería) en más de 200 mil hectáreas y para 12 mil habitantes. Zamora puso de relieve que se solucionará la falta de agua en pueblos de cuatro departamentos: Río Hondo, Guasayán, Capital y Choya. "Una zona importantísima de Santiago donde la falta de agua era un escollo para la mejora de la calidad de vida", dijo.

Saneamiento

Durante otro tramo del acto, se proyectaron dos vídeos donde técnicos de la Consultora Red mostraron el proyecto final de lo que será la cloaca máxima para la capital. Comprende la construcción de la cañería principal, colectoras secundarias y terciarias, las mallas finas para los barrios y la planta de tratamiento. Beneficiará a 50.000 santiagueños de 20 veinte barrios y el diseño está pensado con una proyección de 30 años, en cuanto a la ampliación de la capacidad de demanda.

"Es una alegría que se haya enviado el proyecto de la cloaca máxima, con una inversión de casi 100 millones de dólares porque significará la solución por las próximas décadas del sistema cloacal", expresó el titular del Ejecutivo provincial.

Zamora recordó que la construcción de esta obra había fracasado dos veces en las últimas tres décadas. Para evitar otro episodio no deseado, el nuevo proyecto contempla la aplicación de una moderna tecnología de microtunelería, donde una máquina dirigida por control remoto hará las excavaciones. Así, se evitará tener que realizar grandes zanjas en los sectores asignados.

Luego, cuando llegó el momento de la reflexión, el gobernador agradeció a la Nación por las dos obras al decir que hubiera sido "imposible llevarlas adelante", si no fuera por la decisión del Gobierno nacional de financiar "esta gran inversión en Santiago del Estero".

"Esto es de destacar en provincias como la nuestra –se explayó-, porque en regiones como el Norte, había grandes asimetrías producidas por falta de inversión pública y de políticas activas que han comenzado a revertirse a través de acciones concretas y una mirada federal".

Dijo que estas políticas del Gobierno nacional permitieron a la provincia crecer en infraestructura y sentar las bases del desarrollo. También destacó que ayer se cumplían deseos y objetivos propios, "porque todo esto (las obras) fue pensado, planificado y desarrollado en la idea y por la necesidad, por santiagueños".

Remarcó que además de estas dos obras son muchas las que se concretan con apoyo nacional y por eso dejó un mensaje esperanzador: "El mundo puede parecer venirse abajo, pero nosotros creemos en nuestras propias capacidades y en nuestras propias fuerzas y agradecemos profundamente cuando nos acompañan desde el Gobierno nacional".

Comentá la nota