El Gobernador analizó junto con su equipo cómo abordarán el 2009.

El Gobernador analizó junto con su equipo cómo abordarán el 2009.
El mandatario provincial pidió “prudencia” a la hora de exigirle respuestas salariales al Gobierno ante la crisis que se avecina. Analizó, junto a Pruyas, las estrategias para afrontar el año que inicia, sin los fondos por el PAF 2008 y las consecuencias de la sequía.
El gobernador de la Provincia, Arturo Colombi, y el vicegobernador, Rubén Pruyas, se reunieron ayer para comenzar a delinear los pasos a seguir durante el año que se inicia, teniendo en cuenta las contingencias que atravesó la provincia, primero con la pérdida de la refinanciación de deudas y, luego, con los estragos que hizo la sequía en Corrientes.

Así, el Gobernador llamó a “la prudencia” a la hora de exigirle al Gobierno respuestas en lo que respecta al incremento del gasto, ya sea en salarios o en otros aspectos puntuales de la administración.

“Son puntos que manejaremos con mucha cautela para no desperdiciar los esfuerzos que hicimos en los últimos tres años para ordenar y equilibrar las finanzas de Corrientes como nunca antes se había logrado”, dijo Colombi.

Ambos miembros de la fórmula gubernativa intercambiaron conceptos sobre las condiciones en que afrontará Corrientes el 2009, año al que consideraron “un desafío” en razón de las complicaciones que implica la potencial caída de la recaudación.

“Está claro que hubo una conjunción de intereses de sectores y por eso nos quedamos sin los 232 millones de PAF, más allá de las gestiones que podamos hacer de aquí en adelante para recuperar esos fondos de alguna manera”, señaló el gobernador Colombi, tras el encuentro con Pruyas.

En tanto, el vice indicó que la caída de la refinanciación en el ámbito del Legislativo provincial “fue un error grave, porque el mecanismo de la asistencia financiera es muy conveniente por su tasa de interés baja y por las condiciones en las que se renegocian pasivos heredados de épocas pasadas, que siguen comprometiendo el futuro de los correntinos”.

Además, Pruyas indicó cuales son los temas sobre los que se pondrá énfasis debido a que son fundamentales para que avance la provincia.

“El Gobernador y yo acordamos que es necesario apelar a políticas de fondo para afrontar los inconvenientes que se plantean, donde la crisis internacional se combina con el factor climático adverso de la sequía, y todo tiene relación con la recaudación impositiva, con diferimientos resueltos en el marco de la emergencia para el sector productivo”, señaló Pruyas.

Ambos integrantes de la dupla gubernativa convinieron “gestionar, en todos los espacios donde sea posible, la llegada de asistencia concreta para el campo en sus diversos rubros, más allá de la ayuda tradicional que está prevista en la Ley Nacional de Emergencia Agropecuaria”.

Según las estimaciones de los dos hombres más importantes de la provincia, ello contribuirá a acelerar la recuperación del sector, lo que se traducirá en una economía provincial más saludable porque si la producción anda bien, Corrientes siente ese efecto en poco tiempo.

“Si hoy podemos garantizar empleos, sueldos en tiempo y forma, así como prestación de servicios esenciales con absoluta normalidad es porque cuidamos los recursos del Estado todos estos años, y eso es algo para valorar en un marco internacional donde los puestos de trabajo se pierden cada día por culpa de la recesión global”, remarcó el Gobernador.

Preocupación por la actitud que tomará la oposición legislativa con el PAF 2009

“Nuestras proyecciones presupuestarias están en elaboración, pero veremos cómo manejamos la pérdida del PAF 2008 porque son 232 millones menos de lo que teníamos previsto el año pasado, y si este criterio sigue sin variar en las bancadas opositoras, tendremos que analizar bien la cuestión del PAF 2009 al hacer las ponderaciones presupuestarias para el año que se inicia”, dijo el gobernador de la provincia, Arturo Colombi, tras la reunión que mantuvo con su vice, Rubén Pruyas.

Este es uno de los puntos clave para la administración del Frente de Todos, por ello Colombi y Pruyas evaluaron posibles fechas para un eventual llamado a sesiones extraordinarias en las próximas semanas, asunto que también fue analizado por el gobernador con la presidenta de la Cámara de Diputados, Josefina Meabe de Mathó.

Además, el presidente de Senado se refirió a los descuentos que se practicaron sobre los legisladores que no asistieron a las asambleas legislativas que inaugurarían el periodo extraordinario de sesiones.

En ese sentido, a finales de diciembre se resolvió sancionar a los legisladores que se ausentaron e hicieron naufragar las sesiones por falta de quórum, pero se conoció que la Justicia hizo lugar a una presentación realizada por los legisladores detractores de la gestión de Arturo Colombi.

Al respecto, Pruyas señaló: “Todavía no fui notificado del supuesto fallo judicial que ordena el pago de las dietas a los opositores que se negaron a presentarse en el recinto”.

Comentá la nota