El gobernador ya abortó un proyecto de emisión

El gobierno bonaerense tomó a mediados de este año la decisión de “congelar” dos proyectos que apuntaban al mismo objetivo: permitirle al Ejecutivo bonaerense llegar a fin de año sin zozobras financieras, más precisamente, sin problemas de fondos para cubrir los gastos de este ejercicio.

Las dos iniciativas colocadas en el “freezer” -aunque no desechadas definitivamente- fueron una reforma impositiva, que se viene diseñando con eje en el impuesto a las actividades empresarias de todo tipo (Ingresos Brutos), y la emisión de un bono de la Provincia en el mercado financiero internacional.

Daniel Scioli resolvió congelar la emisión de un bono que, según se informó en su momento, se iba a colocar en los mercados financieros externos por unos 300 millones de dólares.

La intención del mandatario provincial era no utilizar esos posibles fondos, que implicarían una nueva deuda para la Provincia, en gastos corrientes (sueldos y costos de funcionamiento del aparato estatal). Por eso, “hasta que no se defina si esas erogaciones se pueden cubrir con otro tipo de ingresos y se pueda destinar lo que genere el bono a inversiones, no se pondrá en marcha el operativo de emisión”, indicaron en aquel momento fuentes oficiales.

Comentá la nota