Giusti votó en contra del presupuestoy de la prorroga a los impuestos

La Senadora Nacional Silvia Giusti adelantó su votó en contra del

Presupuesto y a las prorrogas de los Impuestos por considerar que "la distribución original del impuesto al cheque fue una decisión política avalada por las provincias en un contexto de emergencia que nada tiene que ver con el actual".

Además, dijo que "si el impuesto se convierte en permanente, la distribución tiene que ajustarse al marco general que rige las relaciones fiscales entre la Nación y las Provincias, es decir, que el 100 por ciento de la recaudación del impuesto sea coparticipable".

La legisladora justicialista argumentó que "la mayoría de las provincias están en una difícil situación fiscal, económica y social, vinculada a la crisis que afecta a casi todo el mundo, pero también está profundizada por el deterioro en los ingresos, consecuencia de una progresiva y marcada concentración de recursos en el Gobierno Nacional en detrimento de las provincias".

Por otra parte, Giusti hizo referencia a la Ley de Responsabilidad Fiscal que se trató en la última sesión, la cual permite a las provincias endeudarse por 2.280 millones de dólares para pagar gastos corrientes del Estado. En este sentido manifestó que "se le sigue metiendo la mano en los bolsillos a las provincias, estas modificaciones a la ley de responsabilidad fiscal no solucionan el problema de fondo".

Giusti recordó en el recinto que el gobernador de Chubut, Mario Das Neves, presentó ante la Corte Suprema de Justicia una demanda, por la cual la provincia, solicita que se declare inconstitucional la prórroga del impuesto al cheque. Por esta razón, la Senadora afirmó que no acompaño el proyecto referido a

los débitos y créditos de cuentas bancarias, y solicitó que se modifique la ley del impuesto al cheque para que se coparticipe en su totalidad.

Por último señaló que "merced a este sistema de coparticipación

insostenible, el estado nacional no sólo les pone un nudo al cuello a las provincias, sino que se los sigue apretando, porque en vez de devolver el porcentaje coparticipable que les corresponde, las obliga a seguir tomando préstamos y emitiendo deuda, sometiéndose a vaya uno saber que tasa de interés".

Comentá la nota