Gastronómicos molestos con el decreto firmado por la intendenta Rosso

En la mañana de hoy, un grupo de comerciantes se hizo presente en el recinto del Concejo Deliberante. Manifestaron su malestar por la falta de anticipación en la notificación de la medida que establece el cierre de bares y restaurantes, entro otros tantos lugares de concentración de personas.
Luego de la difusión del decreto firmado por la intendenta Graciela Rosso que establece la emergencia sanitaria en todo el partido de Luján, propietarios de bares y restaurantes de la ciudad se hicieron presentes en el recinto del Concejo Deliberante, órgano que tiene a su cargo convalidar el decreto. Si bien los comerciantes intentaron aclarar que no se trata sólo de un reclamo basado en los perjuicios económicos, los ediles manifestaron su determinación de anteponer por sobre cualquier cuestión "la salud de la población".

Los gastronómicos consideraron que la determinación tomada por le gobierno debió haber sido notificada con 48 horas de anticipación, tiempo suficiente para encarar en cese de actividades de 96 horas. También expresaron su bronca porque mientras sus comercios permanecen cerrados, otros de rubros similares continúan con su actividad normal. "Queremos que la ley sea justa para todos", explicó a este medio la dueña de un restauran.

En estos momentos se encuentra reunida la Comisión de Salud del Concejo con el propósito de establecer los pasos a seguir a partir del decreto elevado por el Departamento Ejecutivo.

Comentá la nota