Gasoducto en el sur favorecerá a Santiago

El Gobierno además prevé la recuperación de los ferrocarriles para la región.
El Gasoducto Transmagallánico que abastecerá con parte de su fluido al "Gasoducto del NEA" (GNEA), se terminará a fines de febrero, según informó el Gobierno. Esta es una obra submarina de 37,7 km. bajo el Estrecho de Magallanes, entre el Cabo Espíritu Santo en Tierra del Fuego y el Cabo Vírgenes en Santa Cruz que permitirá inyectar 18 MMCD del energético al sistema argentino y al futuro GNEA.

Los trabajos de montaje y tendido del nuevo ducto comenzaron a ejecutarse el pasado mes de noviembre. Las soldaduras, montajes y todo lo referente a las cañerías se realiza dentro de un buque de grandes dimensiones. Abastecerá con gas natural a Corrientes, Misiones, Chaco y Santiago del Estero, con fluidos provenientes de Bolivia y del sur del país.

El secretario de Obras Públicas de la Nación, José López, confirmó que este año se iniciará la construcción GNEA.

El GNEA, junto al electroducto NEA-NOA y la recuperación del ferrocarril son las obras de infraestructura más importantes que financiará el Gobierno nacional para esa región argentina. El nuevo acuerdo entre Bolivia y Argentina se firmará este 22 de enero, cuando la Presidenta asista a la reasunción de su par Evo Morales. El nuevo acuerdo está siendo negociado desde hace dos meses entre comisiones técnicas de YPFB y Energía Argentina SA (Enarsa). Estas negociaciones se llevan adelante sobre dos ejes: los nuevos volúmenes de gas y la construcción GNEA.

Comentá la nota