Garnero: "Algunos dirigentes tuvieron miedo de participar"

La flamante candidata a diputada nacional por el justicialismo remarcó que es incoherente reclamar durante un año lugar en la política y después negarse
Lo primero que destaca es su pertenencia al interior del interior. Remarca que proviene de Colonia la Loma, cerca de Adelia María, y que su producción de cabecera era la lechería, aunque después alquiló toda la estructura a unos vecinos que siguieron con la actividad. Y agrega rápidamente: "No soy sojera".

Estela Garnero es la titular de la Federación Agraria en Río Cuarto, cuya cabeza nacional es Eduardo Buzzi y su figura emblemática, Alfredo De Angeli. Dice que no es una oligarca y que es nieta de "El grito de Alcorta". El sábado 11, el ministro de Agricultura de la Provincia, Carlos Gutiérrez, le ofreció ocupar el segundo o tercer lugar en las listas de candidatos a diputados nacionales del PJ. Un lugar con grandes posibilidades de conducirla al Congreso de la Nación. "Fue todo muy vertiginoso", reconoce, antes de apuntar que "es incoherente después de estar un año y medio buscando espacios en la política, porque no nos sentíamos representados con quienes habíamos votado de nuestra provincia, decir que no".

Pero hubo algunos dirigentes que dijeron que no...

Pero dijeron que sí a otras listas. Nosotros vamos a trabajar en el Congreso para la provincia y para el sector, y fundamentalmente para el interior del interior. Porque seguir acumulando gente en las grandes urbes hace estallar todos los sistemas de cloacas, viviendas. A los pueblos hay que darles calidad de vida para que la gente no se vaya. Y eso lo genera sólo la producción primaria, porque somos el primer eslabón, no porque seamos más importantes.

¿Cómo va a compatibilizar el trabajo para el sector con las necesidades de la provincia?

Eso fue una larga charla que tuvimos con los compañeros de la filial. Está considerado que uno debe tener una vista global porque representamos a la provincia y al país. Trabajaremos fundamentalmente para los cordobeses. Y eso implica también trabajar carne, leche y trigo ya.

¿Y soja?

La soja está haciendo buen precio. El resto de los granos necesitan políticas a largo plazo. Que se ajusten cuando suben de precio, cuando bajan, por la estructura del productor. Pero la prioridad es que no se tenga que pagar $8 el pan por falta de trigo. Y la leche es otra problemática seria porque es ser suicida tener un tambo.

¿Cómo toma las críticas que surgieron desde adentro del PJ; se deben a su pasado no peronista?

La verdad que estoy representando a un actor social. Yo tengo muy buenos amigos en el peronismo, tengo muy buenos amigos en el radicalismo, y en otros partidos. No me ha llegado todo eso. Lo lamento, quien quiera hablar conmigo estoy abierta a hacerlo. No conocía esos problemas internos, sólo lo vi en los diarios.

¿Qué le pidió Schiaretti?

Solamente no votar nada en contra de Córdoba. No me fijó ninguna condición. En realidad nosotros pusimos muchas condiciones, como la presentó el mismo gobernador: que sea una banca sin ningún tipo de condicionamiento, y creo que coincidimos en casi todo.

¿Por qué acepta?

Uno no tiene que ser incoherente, si reclamamos participación debe comprometerse. Por eso aceptamos.

Otras entidades pidieron lo mismo y ahora no participan...

Creo que le tuvieron miedo, miedo a quedar pegado a una imagen. Pero es cuestión de aclarar bien las condiciones. Y después, remo y pulmón.

¿Cuando lleguen al Congreso formarán un bloque agrario?

Esa es la idea. Es más, el gobernador me dijo que yo no tenía ninguna responsabilidad de integrar su bloque, porque sabía perfectamente que queremos formar un bloque de la producción. Por eso fuimos a Brasil para ver cómo funciona allá, otros fueron a Europa. Es un bloque que integra todas las listas con independencia total, que se trabaja en bloque aparte cuando son leyes productivas.

¿Schiaretti le ofreció entonces una plataforma para llegar a ese bloque?

Exactamente, así es. Y creo que es muy valioso.

Comentá la nota