Ganó el juicio contra una tabacalera y le pagarán u$s80 millones

Una mujer inició una demanda contra una compañía, luego de la muerte de su marido. Con intereses, cobrará u$s145 M
La empresa tabacalera que produce los cigarrillos Marlboro le deberá pagar u$s79,5 M a Mayola Williamas, cuyo marido murió de cáncer de pulmón tras haber consumido por décadas el producto. Así se definió ayer, luego de que la Suprema Corte dijera que no debió haber aceptado tomar el caso en junio pasado, por lo que quedó ratificada la sentencia de la Corte del Estado de Oregón contra la compañía por difundir campañas publicitarias que negaban los riesgos del tabaco.

Sucede que en la década del 50, Jesse Williams comenzó a fumar en el Ejército y el vicio lo llevó a consumir más de tres atados de cigarrillos por día. Consecuencia de esto, en 1996 se le diagnosticó cáncer de pulmón, por lo que, como último deseo, pidió que "las empresas tabacaleras pararan de engañar a la gente sobre los riesgos del tabaco".

Es por esto que su esposa decidió iniciar una demanda judicial contra las mismas que duró 10 años y finalmente la favoreció.

Ante esto, Raúl Mejía, médico e investigador en control del tabaco del Hospital de Clínicas de la Universidad de Buenos Aires, opinó que "la sentencia hace justicia (…) Las tabacaleras mintieron al decir que el tabaco no es adictivo y al argumentar que es una opción de elección de adultos. Está demostrado científicamente que el consumo de tabaco causa adicción. Por lo cual, los niños y los adolescentes empiezan a fumar con las campañas publicitarias específicas que las empresas diseñan para ellos. Después, cuando son adultos ya son adictos y les resulta muy difícil dejar", publicó el diario Clarín.

Comentá la nota