Más ganancias a costa de los despidos

Las grandes empresas norteamericanas volvieron a mostrar balances positivos. Parte es por la mejora económica y por los planes de ajuste.
Las grandes empresas presentaron sus balances. La mayoría de ellas registró ganancias en el último trimestre de 2009. A más de un año del estallido de la debacle financiera, los bancos y las compañías ya se recuperaron, pero la bonanza no alcanza para volver a incluir a los trabajadores que dejaron en la calle. Multinacionales como Ford, Microsoft y Motorola reestructuraron sus planes a partir de la crisis y garantizaron su vuelta al sendero de utilidades con multitudinarios despidos.

Según una encuesta realizada por la agencia norteamericana Bloomberg, el 80% de las 192 empresas que presentaron sus balances durante enero registraron ganancias. Y en muchos casos las utilidades superaron las expectativas del mercado.

El viernes pasado, el Departamento de Comercio de los Estados Unidos informó que la economía creció un 5,7% en el último trimestre del año. El consumo personal, que representa el 70% de la actividad, creció un 2% anualizado.

Microsoft anunció utilidades por 6.700 millones de dólares. Durante los últimos tres meses de 2009 la mayor corporación informática ganó un 60% más que en el mismo período de 2008. Además registró un récord de facturación: embolsó 19.000 millones de dólares en el trimestre.

A principios del año pasado la empresa dirigida por el multimillonario Bill Gates anunció que para afrontar la crisis despediría a un 5,5% de su plantilla mundial, es decir 5.000 empleados. Con esa medida, Microsoft estimó ahorrarse 1.500 millones de dólares en todo el año.

Otro líder, pero del mercado automotor, también volvió a cerrar sus cuentas en verde. Ford registró beneficios por 868 millones de dólares entre octubre y diciembre de 2009.

Los fabricantes de autos fueron el rubro más afectado por la recesión económica. Los principales competidores en Estados Unidos, General Motors y Chrysler, se presentaron en bancarrota y fueron rescatados por el gobierno de Obama. Pero Ford sobrevivió a la crisis por sus propios medios.

En febrero del año pasado, el entonces presidente de la compañía, William Ford, anunció el plan de reestructuración que llevarían a cabo para afrontar la caída de la demanda. Éste incluía retiros voluntarios, congelamiento de salarios y eliminar los bonos y premios en efectivo. El beneficio neto de Ford fue de 2.900 millones durante el año de la crisis.

El grupo estadounidense Motorola ganó 142 millones de dólares en el cuarto trimestre de 2009. A diferencia de gran parte de las empresas de su país, el fabricante de telefonía registró su segundo trimestre consecutivo de utilidades.

Una parte de la recuperación se debe al lanzamiento de los smartphones Android, la competencia del iPhone de Apple, pero los planes de ahorro también contribuyeron al repunte. Durante 2009 la compañía despidió 7.500 empleados.

La población estadounidense manifestó su descontento al ver cómo los bancos y las empresas, muchos rescatados por el gobierno, se recuperan mientras que los contribuyentes afrontan la epidemia del desempleo.

Hasta el mismo presidente Barack Obama les recriminó a las empresas su negativa a contratar personal. La semana pasada, entre la batería de medidas que anunció el mandatario, prometió poner en marcha un plan de desgravación fiscal para las empresas que contraten personal.

Obama recorta el presupuesto 2011

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, develará un presupuesto que debe equilibrar su imperativo político de corto plazo de aumentar empleos, mientras convence a inversores que tiene un plan creíble para reducir los déficit récord con el tiempo. Obama ha previsto detalles clave de su presupuesto para el año fiscal 2011 -que se inicia el 1 de octubre- incluyendo un congelamiento de algunos gastos domésticos y una comisión sobre responsabilidad fiscal.

En un año de elecciones, Obama se arriesga a ser calificado por sus adversarios del Partido Republicano como un liberal que suma impuestos y gastos. Según el diario The New York Times Obama propondrá un plan de gastos por u$s 3,8 billones orientados a educación, y ayuda a los distintos estados. El recorte afectará a la NASA y su nueva misión para volver a la Luna.

Comentá la nota